¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Apliques de pared:la guía Westwing

La luz es un factor esencial para sentirnos cómodos y seguros, al igual que lo es el ritmo natural del paso de la iluminación a la oscuridad. Para mantener esa sensación de seguridad y tranquilidad en la oscuridad, existe una amplia variedad de luces y lámparas que proyectan una iluminación artificial siempre que la necesitemos, como las lámparas de techo, las lámparas de pie, y los apliques de pared.

Tal y como su nombre indica, los apliques de pared son los encargados de emitir una iluminación indirecta a la estancia proyectada desde la pared, combinando el estilo y el diseño variables de cada modelo. Los apliques de pared se diferencian entre sí en tamaño, estilo, apariencia y tipo de iluminación.

Las lámparas de techo, al igual que los apliques de pared, proporcionan una iluminación indirecta y general a toda la habitación, con la diferencia de que los apliques de pared se pueden ver fácilmente desde cualquier ángulo, por lo que su look debe cuidarse más que el de las lámparas de techo, que pasan más desapercibidas al no quedar a la altura de los ojos.

Iluminación con apliques de pared

apliques de paredHay dos tipos fundamentales de apliques de pared que se diferencian en su manera de proyectar la luz. Por un lado, están los focos empotrables, que proporcionan una luz clara y directa al conjunto de la habitación. Este tipo de focos se utilizan, por ejemplo, para iluminar directamente cuadros y piezas valiosas y de gran tamaño.

Por otro lado, están las lámparas de techo compuestas por varios focos, que no emiten una luz tan directa como los focos empotrables. Estos focos emiten la luz hacia arriba y hacia abajo, iluminando ambos sentidos de la pared.

La variante más típica y popular de apliques de pared es la de los modelos que emiten una luz indirecta en la habitación. Estos proyectan su luz a las paredes e iluminan el conjunto de la estancia, aportando un toque más cálido y agradable.

Apliques de pared como iluminación indirecta

¿Son los apliques de pared suficientes para iluminar por completo una habitación? Esto depende, en primer lugar, del tamaño de la habitación y, en segundo lugar, de la intensidad de la luz de este tipo de lámparas. En estancias pequeñas, los apliques de pared son perfectos para obtener una iluminación suficiente y agradable. Por el contrario, en ambientes más amplios, los apliques de pared se quedan cortos a la hora de iluminar el conjunto completo de la estancia.

Fijación a la pared

Como su propio nombre indica, los apliques de pared van fijados directamente a la pared. La instalación de los apliques de pared debe meditarse bien, ya que los cambios posteriores no son tan fáciles de hacer como en el caso de otro tipo de lámparas o luces. Un factor importante a tener en cuenta es que exista un enchufe cerca o que los propios apliques de pared lleven integrada una conexión de alimentación. Los apliques se fijan con tornillos y tacos, por lo que previamente debe perforarse la pared en el lugar concreto en el que quieran colocarse. Al tener que ser conectados a una toma de corriente, antes de hacer cualquier tipo de perforación debemos comprobar que no haya ninguna línea eléctrica en el lugar en el que queremos taladrar, ya que la avería podría dañar toda la conexión eléctrica de la casa. Para garantizar que estamos usando las herramientas adecuadas, lo mejor es dejarnos aconsejar por especialistas y profesionales de la materia, y comprar todo el equipo necesario en una ferretería.

El proceso de perforación y la selección de tornillos y tacos son las partes más difíciles en la fijación de apliques de pared, ya que lo más importante es que este tipo de luces se sostengan en la pared, iluminando la estancia de forma segura y manteniendo el diseño original de las paredes. Una vez conseguido esto, solo tenemos que apretar el interruptor, y disfrutar de la iluminación indirecta tan especial que proporcionan los apliques de pared.

Apliques de pared

Apliques de pared para el pasillo

Los apliques de pared en forma de pequeñas antorchas son ideales para lucir en el pasillo o el área del recibidor, ya que ofrecen una luz cálida y muy agradable que da un aire hogareño a la estancia. Si colocamos un pequeño conjunto de luces, la iluminación será suficiente para estas zonas, sin necesidad de utilizar bombillas de alta intensidad.

Atrévete a combinar distintos modelos de apliques de pared y juega con los diversos tipos de iluminación que ofrecen para lograr resultados maravillosos.

Una zona chill out en tu terraza: lámparas led de exterior

Opta por iluminar tu zona exterior con lámparas o luces led y crea una atmósfera de relax y original en tu terraza. Es muy común iluminar los espacios de exterior con led. Desde tiras de led hasta luces led independientes, en Westwing no te faltarán ideas para encontrar las luces perfectas.

Descubre un mundo de estilo y tendencias para decorar cada rincón de tu casa. ¡Regístrate en Westwing!