Armarios juveniles

Armarios juveniles

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Armarios juveniles:la guía Westwing

Los armarios juveniles realmente acertados son aquellos en los cuales predomina la funcionalidad, acompañada por una estética vistosa y contemporánea. Si combinas un armario así con otros muebles juveniles estratégicos, probablemente consigas que el dormitorio de tus chicos sea mucho más fácil de ordenar.

Los dormitorios de niños y jóvenes permanecen habitados mientras sus propietarios están en casa. Allí juegan, estudian y se comunican con amigos y compañeros. Ese es un factor de peso para elegir armarios juveniles vigentes, con gran capacidad. Elige los armarios juveniles más enrollados en Westwing, ¡regístrate ahora!

Armarios juveniles que amplían los espacios

Con frecuencia, el inconveniente que encuentras en una habitación juvenil es la falta de espacio. Posiblemente el problema no surja porque hayas destinado a los chicos un ambiente reducido o porque instalaste armarios juveniles demasiado grandes. Sucede que en el dormitorio juvenil se concentran muchas piezas para usos diferentes y cotidianos. Por ello existen composiciones mobiliarias que encajan como un bonito puzzle.

En ellas, los armarios juveniles, llegado un momento, se convierten en cómodas, cajoneras o forman parte de la zona de almacenaje destinada a los materiales de estudio. En ocasiones aparecen divertidas camas nido o literas, que se acoplan en estupendos armarios juveniles. Otras veces, y si la necesidad de espacio apremia, puedes instalar camas abatibles, que desaparecen junto a los colchones durante el día, para dar lugar a zonas de juegos o estudios.

La clave está en aprovechar el espacio de los dormitorios juveniles con la mayor eficacia posible, sin olvidar el estilo.

Ideas para ensamblar distintos muebles con armarios juveniles

La clase de armario en la que te debes centrar es aquella que admita ser combinada con otras piezas a incluir en la habitación juvenil.

  • Opta por muebles utilitarios, como armarios juveniles esquineros y cajoneras. Incluso los escalones para subir a las literas pueden albergar oportunos cajones.
  • La solución que brindan las camas abatibles no sería tal si no contaran con colchones adecuados, o no se camuflaran con los armarios juveniles, para formar un todo con los mismos. Otra alternativa es empotrarlas en la pared del dormitorio, y que al cerrarlas aparezcan originales pinturas.
  • En ocasiones, las mesas de los escritorios juveniles muestran continuidad con la cama o el armario. Al finalizar el día, además, se convierten en prácticas mesillas de noche.
  • Establece una buena iluminación para los dormitorios de los chicos, tanto de día como de noche, y elige confortables colchones. Decora con baúles, butacas y textiles en diseños modernos y en sus colores favoritos.