Baldaquín

Baldaquín

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Baldaquín:la guía Westwing

¿Quién no ha soñado alguna vez con dormir bajo un baldaquín de hojas y flores? Las ramas de un gran árbol se extenderían sobre nosotros, una sensación de seguridad y felicidad. No podemos dormir cada noche bajo los árboles, ¡pero podemos dormir con un baldaquín en nuestra propia cama!

Un baldaquín se puede hacer de diferentes materiales y en diferentes colores. Eso depende de nuestro gusto. Una cosa es siempre la misma: con el baldaquín tendrás una cama que crea una sensación diferente.

Baldaquín: telas

Los baldaquines pueden estar hechos de diferentes materiales.

Brocado y damasco: tanto brocado como damasco son telas muy pesadas y adornadas hechas de seda de alta calidad, a veces mezcladas con lana, lino o algodón. El brocado está bordado. ¡Ambos son adecuados para un baldaquín verdaderamente real!

Seda: las sedas pesadas, y la seda ligera son perfectas para un baldaquín. Los padres a menudo optan por colgar uno de seda azul para el bebé en la cuna. La seda es respirable.

Algodón: El algodón también es transpirable y ligero, tendrás luz de una manera natural en tu baldaquín.

Nylon y poliéster: Estas fibras sintéticas no son tan transpirables, pero los baldaquines hechos de fibras sintéticas permiten que el aire circule igual de bien.

Además de estos tipos de materiales, también hay materiales mixtos, que combinan las propiedades de los materiales utilizados.

Baldaquín: colores

El segundo paso cuando se trata de elegir el baldaquín, es tomar la decisión sobre el color. Por supuesto, el blanco es siempre clásico, hermoso y tranquilo. El rosa para las niñas, cada pequeña princesa quiere un baldaquín rosa en la cama. Para los niños, blanco o azul, también los colores alternativos como el verde, el amarillo o el naranja. Es especialmente agradable cuando la copa está decorada con pequeños extras: mariposas de tela y estrellas.

Baldaquín: cómo ponerlo

Hay diferentes maneras de poner un baldaquín. Aunque originalmente un baldaquín es una tela gruesa que se cierne sobre una cama, un baldaquín es más bien un extra que se añade a una cama normal y se monta por separado, ya sea colgando del techo o de las barras.

Decorar con tu baldaquín

Si tienes una cama con baldaquín, aquí tienes algunas ideas:

• Una cama con baldaquín con postes de hierro forjado que tienen forma de árboles.

• Una hamaca es para muchos el lugar donde duermen mejor. ¡Haz de tu baldaquín una cama que sea como una hamaca de ensueño!

Otros lugares para el baldaquín

Incluso en el jardín, en la piscina o en la terraza, el baldaquín es bienvenido. Proporciona sombra, protege de los insectos y proporciona una zona para tomar el sol en paz. Sin embargo, ¡debes quitarlo con cuidado cuando se acercan las tormentas, o fuertes golpes de viento!

Un baldaquín crea un lugar de relajación. Podemos estar debajo de él, soñar y sentirnos muy seguros, así que, podemos sumergirnos en un mundo para nosotros.

Como ves, el baldaquín es algo muy práctico y elegante, consigue el estilo y la funcionalidad que buscabas. Puedes comprar baldaquines a buen precio para diferentes sitios de tu casa: da un aire nuevo con diferentes colores y formas en las que puedes poner tus baldaquines. ¡Sé el más original! Una forma fácil y sencilla de dar un toque diferente y único a tu casa, ¡un baldaquín es algo especial! Lo único que tendrás que pensar son las formas y los colores. Puedes comprar un baldaquín para las habitaciones, y otro para tu terraza o tu jardín, ¡quedarán perfectos y harán tu casa diferente a buen precio! Déjate llevar por tus ideas y los baldaquines, el resultado será espectacular.

Próximas campañas