Bancos para recibidor

Bancos para recibidor

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Bancos para recibidor:la guía Westwing

Los recibidores, como su nombre indica, son los encargados de dar la bienvenida. Por eso siempre queremos que estén perfectos y también que sean lugares prácticos donde poder dejar bolsos, zapatos y abrigos.

Los bancos para recibidor son ideales en este aspecto, ya que podemos utilizarlos como almacenaje y para descalzarnos cómodamente. Regístrate en Westwing y encuentra los bancos para recibidor ideales. Únete a nuestra guía de estilo y accede a ¡ideas de vanguardia!.

Bancos para recibidor para todos los estilos

Lo más importante de un recibidor es que sea práctico y acogedor. También, por supuesto, que tenga mucho estilo, al igual que el resto de la casa. Por eso, a la hora de plantear esta zona intentaremos elegir un tipo de decoración que lo combine todo. Una de las más acogedoras es la nórdica. Los bancos para recibidor de estilo nórdico suelen ser de madera, con suaves acolchados en tonos claros que den luminosidad y, por supuesto, con el pragmatismo que caracteriza a los nórdicos.

Normalmente cuenta con almacenaje, ya sea bajo la tapa del asiento o con cajones para poder guardar zapatos y zapatillas. Otro de los estilos en los que los bancos es el vintage. También se trata de una decoración acogedora, luminosa y muy alegre. Un gran baúl antiguo a modo de banquillo será la opción perfecta para darte la bienvenida.

Decora tu entrada con bancos para recibidor

Además de prácticos, los bancos para recibidor son muy decorativos. Sobre todo si los acompañamos de más elementos como aparadores, percheros o lámparas. Si te gusta lo industrial, podrás encontrar bancos para recibidor de lo más originales. Un banco de madera vista y metal, con grandes ruedas y almacenaje quedará siempre bien en este ambiente.

Si te va más lo clásico, puedes encontrar bancos para recibidor de líneas provenzales o incluso isabelinos. En tonos claros y combinados con accesorios que den un toque de color serán la delicia de la entrada. Por supuesto, aparte de sus estilos, necesitan complementos que apoyen su función y que acompañen su presencia. Con algunos trucos básicos conseguirás que los bancos para recibidor tengan el protagonismo que merecen:

  • Coloca un tramo de papel pintado de suelo a techo con la anchura del banco en sí. Los estampados arabescos y damascos quedan especialmente bien.
  • Pon una gran alfombra a los pies del banco, dará calidez y hará que el espacio sea más acogedor.