Baúl indio

Baúl indio

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Baúl indio:la guía Westwing

La exquisitez de la India se refleja en todas sus artesanías. Un abanico de posibilidades infinitas de colores, detalles y piezas de mobiliario sublimes. Si eres de los decoradores más exigentes, apuesta por el baúl indio y déjate seducir por su belleza sin igual.

Una vez consigas tu baúl indio, no querrás deshacerte de él. Regístrate en Westwing y encuentra el tuyo. No hay dos iguales. Una elección segura que concederá a tu hogar una nota de distinción. ¡El objeto más envidiado!

VARIEDAD, DISTINCIÓN Y COLOR

Mundialmente conocida por la decoración de sus palacios y sus templos, la India es, probablemente, el país más conocido por su amplitud cultural y étnica. Esta gran diversidad se ha visto reflejada en su decoración y, por supuesto, en su enorme variedad de muebles. Verdaderas artesanías hechas con técnicas exclusivas que sólo pueden proceder de esta tierra. Y si hay un mueble destacable ese es el baúl indio, reflejo de la exquisitez, la originalidad y el buen gusto.

Una pieza única, de gran calidad, como es un baúl indio puede encajar en varias estancias de tu hogar. Dormitorio, salón e, incluso, cocina. Combínalo siempre con colores alegres, cortinas bordadas y cuadros con marcos de madera que aporten ese toque de calidez, romanticismo y hermosura del estilo indio. Aprovecha los detalles del baúl indio para aportar singularidad a una decoración más minimalista.

El baúl indio puede ser de madera o de metal y siempre emplea acabados delicados, colores tornasolados y materiales exóticos y hermosos en sus detalles.

FUNCIONALIDAD CON DISCRECIÓN

El baúl indio, aparte de ser un elemento meramente decorativo puede ofrecer más utilidades. Por ejemplo, se puede emplear como mesa auxiliar o mueble de almacenaje. Es perfecto para un interior discreto de tipo exótico donde la belleza del objeto eclipsa su función organizadora. Un rincón donde guardar objetos del salón, dormitorio o cocina de uso poco frecuente como vajillas, ropa de cama u objetos de menaje.

En otras ocasiones, el baúl indio también puede ofrecerse como un asiento opcional, un recibidor o un tocador en las habitaciones más delicadas. En estos casos, decóralo con objetos sencillos que no priven de su hermosura o decora tu baúl indio con una pátina que le aporte un aspecto envejecido. Pujará su valor único.

Las variedades del baúl indio son infinitas, todo un mundo de posibilidades para hacer las delicias de las decoraciones más vanguardistas. Empieza a pensar en la tuya ¡y busca más información en Westwing!