Cafetera italiana

Cafetera italiana

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Cafetera italiana:la guía Westwing

Con nuestra cafetera italiana podemos tomarnos un café en nuestra cocina que esté tan bueno como los que nos tomamos en nuestras vacaciones en la bella Italia. Así que una cafetera Italia no solo es sinónimo de ahorro de espacio y tiempo, sino también un café con estilo al gusto italiano. Con algunos consejos, te quedará un café perfecto con estas cafeteras sin salir de tu cocina.

Cafetera italiana: ¡siéntete como un profesional en tu cocina!

cafetera italianaAunque vayamos con prisa todos los días, siempre tenemos un rato para hacernos un buen café en la cocina, y a veces, hasta tenemos un poco más de tiempo para preparar ese café del que con cariño tanto vamos a disfrutar. Si eres de los que espera su café como si de una ceremonia se tratase, sigue estos consejos y con tu cafetera italiana en tu cocina creerás que estás en Roma:

1 No utilices café instantáneo por mucho que lo vendan como el café italiano perfecto. Utiliza un café a tu gusto, mejor si no es ni demasiado fuerte ni demasiado suave, y no utilices café instantáneo en el que solo tienes que añadir agua/leche, sino café molido o bolsitas de café.

2 Calienta el agua antes de meterla en tu cafetera italiana. Suena a tontería, pero si metes el agua fría en la cafetera italiana y tienes que esperar a que se caliente, lo más seguro es que adquiera un poco de sabor a metálico de las cafeteras. Por eso, es mucho mejor si la calientas antes de meterla en las cafeteras porque aunque parezca mentira mejora muchísimo el sabor. Caliéntala unos minutos antes, y el café te quedará perfecto.

3 Calcula la cantidad perfecta, el mejor resultado lo conseguirás cuando pones la cantidad perfecta de agua para las cafeteras: en el tamaño estándar de cafetera italiana serían unos 200 ml. El filtro de metal de las cafeteras que está encima del agua, lo ideal es que el agua no lo toque, debe estar bien cargado de café en polvo.

4 Taza de café caliente: la taza en la que vayas a echarte el café, ¡mejor si está calentita! Así estará a la temperatura adecuada y te durará más tiempo. Métela un minuto al microondas en la cocina, ¡y listo!

¿Qué cafetera italiana es la correcta?

El modelo más clásico de cafetera italiana es el Bialetti Moka, que es más que perfecto. Es una cafetera de aluminio que prepara 2-4 tazas de café fuerte. A estas cafeteras se les conoce por su particular diseño, que lleva la magia de Italia a la cocina. Eso sí, no olvides que este modelo es incompatible con la cocina de inducción. Pero Bialetti vende también un dispositivo para adaptar su cafetera italiana a esta cocina. Si eres de los clásicos puedes comprarte una cafetera italiana eléctrica, muy popular tanto en las oficinas como en la cocina, que te permitirá ahorrar mucho tiempo y algunos modelos de cafeteras también energía. Ponla al fuego, ¡y café listo en un momento!

Tazas: la mejor compañía para tu cafetera italiana

Si quieres disfrutar de tu café, no puedes hacerlo sin tu taza. Dependiendo de tu gusto te decantarás por una u otra, ya que hay muchos diseños y materiales. Como clásico, tenemos la taza de porcelana y la de vidrio. Ten en cuenta si eres de lavavajillas o de los que lavan a mano a la hora de comprarlas. Si tienes invitados o quieres sorprender a los que vengan, puedes comprar pequeños platos sobre los que poner tus tazas. Algunas tazas de café bonitas son las de Bodum.

Las cafeteras y las tazas nos garantizan buenos momentos, ¿te apetece un espresso?

Próximas campañas