Camas abatibles

Camas abatibles

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Camas abatibles:la guía Westwing

Hoy en día no siempre es fácil encontrar un apartamento con las dimensiones deseadas. Cuando tenemos que organizarnos en poco espacio, cada metro cuadrado cuenta y es por esto que tenemos que buscar soluciones adecuadas para aprovechar lo que tenemos sin perder funcionalidad. Las camas abatibles son una solución fantástica para pequeños apartamentos y habitaciones.

 

Camas abatibles para espacios mini

Ya sea en nuestro estudio, en nuestro apartamento o en la habitación más pequeña de la casa, la colocación de la cama puede ser a veces un auténtico quebradero de cabeza. Se trata de una pieza de mobiliario que debe ocupar el espacio necesario, ¡no podemos renunciar a un buen descanso! Ya que se trata de un elemento básico de cualquier habitación, debemos encontrarle sitio desde el principio pero ¿dónde metemos todo lo demás? Aunque la cama sea esencial, también necesitamos sitio para una mesa, una silla o un armario ropero. La mejor solución en estos casos son las camas abatibles, de esta manera la cama se encuentra recogida en la pared durante el día y no ocupa espacio extra.

Camas abatibles – ¿horizontales o verticales?

Las camas abatibles son camas con una estructura que permite plegarlas y guardarlas en la pared cuando no las estamos utilizando. Dependiendo de nuestro espacio disponible, podemos elegir camas abatibles horizontales o verticales. Lo diferencia está en el lugar de colocación del eje que las fija a la pared. Las camas abatibles horizontales, tienen situado el eje en el extremo más largo de la cama y las camas abatibles verticales en el extremo más corto.

Tipos de camas abatibles según su apertura

Dependiendo del tipo sistema de apertura que utilicen, podemos clasificar las camas abatibles en tres tipos distintos; camas de apertura manual, camas de apertura semi-automática y camas de apertura automática. Como su propio nombre indica, las camas abatibles de apertura manual, debemos abrirlas nosotros mismos tirando del agarrador, lo que supone emplear algo de fuerza además de cargar con el peso de la cama. Las camas abatibles de apertura semi-automática disponen en cambio de una estructura regulada por muelles y pistones de gas que nos facilitan el trabajo y nos permiten no utilizar tanta fuerza en su apertura. Por último las camas abatibles de apertura automática se abren rápida y fácilmente con tan solo tirar un poco de ellas y no suponen ningún tipo esfuerzo para nosotros.

Próximas campañas