Cena de Navidad

Cena de Navidad

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Cena de Navidad:la guía Westwing

Siempre que celebramos en nuestra casa alguna comida, cena o fiesta con amigos tenemos que pensar en muchos detalles y preparar todo con antelación para que nada salga mal y todos nuestros invitados se sientan como en casa. Si todo eso supone mucho trabajo, mayor es la responsabilidad en las fiestas Navidad. ¡Queremos que todos nuestros seres queridos se queden sin palabras!

En Westwing sabemos lo complicado, pero a la vez gratificante, que resulta preparar una cena de Navidad para tantas personas así que queremos darte algunos consejos para que tu velada sea magnífica y todos quieran repetir. Toma nota de nuestros consejos para la cena de Navidad y triunfa.

PROTOCOLO PARA LA CENA DE NAVIDAD

Si quieres una velada en la que todo salga bien sigue un protocolo marcado. Existen múltiples protocolos para cenas y eventos especiales y, por supuesto, no es necesario que sigas todo al pie de la letra. Pero seguir un protocolo te ayudará a encaminar la noche y que todo esté bajo control. ¡Tus invitados se quedarán sorprendidos!

  • Espacio entre comensales: en la cena de Navidad pasamos muchas horas alrededor de la mesa todos juntos y es muy importante que cada uno tenga un espacio adecuada en el que se sienta cómodo: ni muy alejado de los compañeros ni demasiado junto. El protocolo dice que 75 cm de espacio para cada comensal sería lo ideal para la cena de Navidad.
  • Mantel: la elección del mantel es muy importante. No hace falta decir que este tendrá que estar impoluto y planchado, y además ajustado a la mesa, colgando unos 20 cm en los laterales. El blanco nunca falla pero puedes elegir uno con detalles rojos muy adecuados para la cena de Navidad.
  • Servilleta y pan: ¿sabes dónde se colocan las servilletas o el pan? El protocolo para la cena de Navidad sugiere que la servilleta se coloque encima del plato de cada comensal y el pan a la izquierda.
  • Cubertería y cristalería: no te olvides de los diferentes cubiertos para cada comida. El tenedor y cuchillo para pescado o para carne son muy diferentes y tendrás que tenerlo en cuenta. En cuanto a la cristalería, en la cena de Navidad tenemos que colocar una copa para agua, una para vino tinto y una para vino blanco frente al plato. Detrás de estas una fina copa para el cava.
  • Menú: el menú para la cena de Navidad es lo más importante. Siempre deberás ofrecer una serie de entrantes, tanto fríos como calientes, e intenta que estos no sean demasiado espesos o fuertes pues la comida en la cena de Navidad siempre es abundante. ¡Deja volar tu imaginación y crea tus propias recetas para entrantes! De plato principal siempre deberás ofrecer las dos opciones, pescado y carne, y que sean los invitados los que elijan. Para finalizar, el sorbete de limón es la mejor opción ya que ayudará en la digestión.

 

¿Has tomado nota de todo? Si sigues estos pequeños consejos seguro que ofreces una cena de Navidad espectacular y que todos querrán volver a repetir. Regístrate en Westwing y te contamos más ideas y trucos para tus fiestas navideñas. ¡Te esperamos!