Cestas

Cestas

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Cestas:la guía Westwing

Cualquier habitación de la casa necesita disponer de su propio mobiliario, muebles, mesas o asientos, la creatividad y la decoración son igualmente importantes. Pero finalmente siempre falta algo, comúnmente aparecen muchas cosas que no encuentran su lugar específico y acaban encima de la mesa u ocupando espacio en los muebles, por ello necesitamos las cestas.

¿Has pensado alguna vez en cómo resolver este problema? Las cestas son una solución simple e ideal para este pequeño orden extra.


Gracias a las cestas podemos encontrar un sitio rápido y eficaz para todos los pequeños objetos que usamos en nuestras habitaciones. A su vez son accesorios elegantes y versátiles, con lo que podemos encontrarlos en infinitos materiales, tamaños y formas para adaptarlos al estilo de cada habitación. Son capaces de combinar con cualquier decoración, ¡e incluso mejorarla! Además, puedes encontrarlas a buen precio.

Cestas como elementos decorativos

Existen cestas pequeñas, grandes, oscuras o brillantes, de mimbre, de madera o de metal. Cestas con materiales naturales o artificiales, puedes encontrarlas en cualquier estilo imaginable. Por ello, son muy fáciles de utilizar, además de como accesorios funcionales, como elementos decorativos. Puedes hacerte con unos capazos de Casa Barrera, ¡perfectos!

Las cestas hechas con materiales naturales, como por ejemplo el mimbre o el ratán, son propicias para un ambiente cómodo y acogedor. Son especialmente recomendables para los cuartos de baño, ya que son muy transpirables y combinan muy bien con los habituales colores claros de los cuartos de baño. Además, el efecto de sus trenzas y la sensación de respirabilidad desprenden frescor. Esto, junto con sus elementos naturales proveen a cualquier habitación del elemento natural, que siempre crea un ambiente acogedor allá donde esté, y es por esto que al situar una cesta en cualquier habitación la dota de una óptica decorativa inconfundible. Combina tus cestas con unas cajas y unos detalles y será un resultado perfecto. ¡El mejor de los productos!

Cestas de picnic

CestasHace un día precioso, ha salido el sol y la hierba luce verde y fresca ¿qué podríamos hacer con esto? ¡Salir al parque!. No hay nada mejor que aprovechar los buenos momentos que nos ofrece la naturaleza, y es que para eso hemos venido a este mundo, ¡para disfrutar! Para estos viajes al parque no hay nada mejor que disponer de una cesta de picnic. Imagínate, salir al parque, sentarse y, ¡tener todo lo que necesitas en tu cesta de picnic! No importa el motivo por el que hayas salido, un encuentro romántico, disfrutar tu solo, con la familia o con amigos, al final la cesta de picnic te ofrece todo lo que necesitas cuando te sientas en el verde césped a disfrutar.

Una cesta de picnic debe de cumplir principalmente dos tareas básicas. Debe de ser práctica, es decir, debe disponer del espacio necesario para dar cabida a todas nuestras cosas. Y segundo, deben ser agradables a la vista ¿quién quiere lucir una cesta de picnic horrible? Como con todas nuestras cosas, nos gusta que sean bonitas, para poder sentirnos a gusto con ellas y poder lucirlas. Cuando algo es bonito, nos sentimos mejor. ¡Tiene que haber cestas entre tus productos!

Muchas cestas de picnic disponen de manteles a juego. Su apariencia típica es la que le da el mimbre, por lo que por fuera tienen ese aspecto natural. Sin embargo, por dentro tienen un diseño diferente, están tapizadas con telas estampadas con diseños típicos de los manteles, a rallas, a cuadros o con bonitas flores. Y es precisamente este forro la parte que podemos combinar con los manteles o mantas que vayamos a desplegar en nuestro picnic. La visión conjunta de la cesta de picnic y el mantel crea una atmósfera cálida y hogareña, que hace que inconscientemente nos sintamos en el campo como si estuviéramos en nuestra propia casa.

Muebles con cestas

Esta es una idea muy original, si las cestas son bonitas y útiles para guardar cosas, ¿por qué no combinar ambas ideas y fabricar un mueble con cestas? Con esta idea se han creado los muebles con cestas, se trata de muebles que cuentan con cestas en el espacio habitual para las cajoneras, de este modo, en vez de abrir un cajón, sacaremos una cesta. Con estos muebles con cestas se consigue una mayor naturalidad en los muebles. Además, las cestas son muy ligeras y, si lo necesitamos, podemos simplemente sacarlas y utilizarlas como una cesta normal. Otra de sus virtudes es su espacio, y como además son muy transpirables, podemos utilizarlas no solo para guardar cosas, sino que se pueden aprovechar para guardar ropa. ¡Los muebles con cestas son un elemento diferencial y lleno de ventajas!

Cestas de la compra y cestas para la ropa sucia

Evidentemente, todas estas características y funcionalidades no pueden quedar en unos pocos usos concretos. Con estas propiedades las cestas se pueden aprovechar para muchas cosas, y por ello existen tantas variantes. Las cestas de la compra son un todo un clásico en nuestro país, ya nuestras abuelas las utilizaban para hacer la compra, y como todos sabemos, nuestros mayores no elegían sus accesorios por que sí, siempre tenían un buen motivo para ello. Y es que con las propiedades de transpirabilidad y ligereza que nos ofrecen, son la mejor manera de transportar nuestra compra de un lugar a otro. ¡Para guardar tus productos!

Otro uso clásico de las cestas es el de contenedor de la ropa sucia, y es que una vez más, su espacio y transpirabilidad son las características ideales. Como todos sabemos, la ropa sucia tiende a acumular olores, y si la guardamos en un sitio que no transpire, o en uno más pequeño donde quede todo apretado, la ropa se estropea, por la humedad y por los olores. Los materiales naturales de las cestas las proveen de la transpirabilidad necesaria para que la ropa pueda cambiar su aire y preservarse de forma natural. Y, finalmente, la ligereza de la cesta resulta muy útil para transportarla hasta la lavadora o donde necesitemos.

Cestas como maceteros

¿Cestas como maceteros? ¡Por qué no! Aprovéchate de todas las propiedades físicas y decorativas de las cestas para tener maceteros todavía más bonitos, ¡aumenta la belleza de tus plantas! Este tipo de cestas tienen un laminado interior impermeable, por lo que por dentro son como cualquier otro macetero pero por fuera tienen toda la belleza y la naturalidad clásica de las cestas. Y, cómo no, las cestas traen propiedades extra. Con estas cestas no solo podrás tener maceteros más bonitos, podrás ubicarlos en lugares que antes no hubieras imaginado. ¿Qué te parece una cesta macetero en el baño? Si las cestas por si mismas lucen bien en los baños por su naturalidad y frescura, ¡imagínate si además incluyen una planta! También existen versiones con asas, y otras con un asa más grande, y estas están diseñadas para poder colocarlas en las paredes, ahora podrás colgar tus plantas favoritas en la pared de la cocina, del pasillo o en la entrada, ¡dota a tu casa de frescura y color!

Próximas campañas