Comedor nórdico

Comedor nórdico

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Comedor nórdico:la guía Westwing

Los fríos inviernos escandinavos, las noches largas, las nevadas interminables… ¿verdad que te apetece pasar el día dentro de casa? Los países escandinavos buscan hacer de sus casas un lugar acogedor, cómodo y práctico a través de un estilo muy característico. En Westwing te mostramos los pasos para que tú también tengas tu comedor nórdico.

Líneas muy depuradas, sencillez, funcionalidad y diseño, estos son los fundamentos del estilo nórdico o escandinavo. Tomando como base el color blanco, este estilo se centra en crear espacios luminosos, útiles y cálidos donde poder resguardarnos de los fríos inviernos. ¿Quieres saber cómo decorar tu comedor nórdico? ¡Sigue leyendo!

LAS CLAVES DE UN COMEDOR NÓRDICO

El estilo nórdico nace en Noruega y Suecia principalmente, aunque también se atribuye a otros países del norte como Dinamarca, Finlandia e Islandia. Debido a las bajas temperaturas que sufren en invierno, los muebles se fabricaban pensando únicamente en su funcionalidad y su durabilidad, característica que todavía conservan. Posteriormente se añadió el diseño para hacer los objetos más acogedores y cálidos, y es en este momento cuando nace el estilo nórdico como lo conocemos actualmente. ¡Anímate a trasladarlo a tu comedor nórdico!

Las culturas escandinavas están estrechamente ligadas a la naturaleza, de ahí que los materiales que se utilicen en este tipo de decoración sean de origen natural como la madera, que además es muy aislante y sirve para proteger la casa de las bajas temperaturas. Sigue estos sencillos consejos y ¡consigue un auténtico comedor nórdico!:

  • Luminosidad: debido a la escasez de luz que sufren estos países durante el invierno, es muy común que cuenten con grandes ventanas en sus salones y hagan mucho uso del blanco, tanto en las paredes como en el resto de mobiliario. De esta manera, consiguen que la habitación sea mucho más luminosa y parezca más grande.
  • Sencillez: recuerda la base de este estilo: funcionalidad, todos los muebles que pongas deben tener una función y cumplirla. Además, deben ser de líneas sencillas y en madera natural o colores claros para que tu comedor sea un verdadero comedor nórdico.
  • Colores vibrantes: en contraposición a los colores suaves, el estilo nórdico utiliza elementos de colores vivos para dotar de vida a la habitación. Puedes escoger colores como el rojo, azul o verde para los cojines, alfombras o pequeños objetos decorativos.

UN LUGAR ACOGEDOR

Prepara tu comedor nórdico para el frío y decóralo de manera que sea un espacio cómodo, sencillo y muy acogedor. ¿Cómo puedes conseguirlo? Coloca algunas mantas de colores suaves en el sofá, alfombras de piel sintética y algunas velas repartidas por la habitación. ¡Ya estás lista para pasar el invierno en tu comedor nórdico!

¿Qué te han parecido nuestras ideas para decorar tu comedor nórdico? Si este estilo te gusta tanto como a nosotros y quieres saber mucho más, inscríbete y descubre los mejores consejos con Westwing.