Copas

Copas

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Copas:la guía Westwing

¿Comerías una sopa en un plato llano? ¿Y un pescado en un plato hondo? Si cada comida la servimos en un plato adecuado y con unos cubiertos determinados, ¿por qué descuidamos a veces la forma en la que servimos los vinos u otro tipo de bebidas? A cada fluido le corresponde un tipo de copa diferente; esto no es por capricho, sino para potenciar el sabor y poder apreciar las cualidades de un gran vino o de un champán.

En Westwing nos encanta ser buenos anfitriones: por eso te enseñamos todas las variedades de copas necesarias para que las fiestas en casa sean perfectas y todos disfruten al máximo de la bebida. Te contamos qué copa utilizar en cada ocasión, cómo servir el vino y cualquier otra bebida y qué copas no pueden faltar en la mesa de cualquier casa que se precie.

copas

Las copas son un elemento imprescindible. Nuestra mesa quedará totalmente deslucida si colocamos un espléndido mantel, nuestra mejor vajilla y cubertería y unos centros de mesa pero no contamos con una cristalería adecuada que se ajuste al tipo de bebida que vamos a servir. Si queremos ser los anfitriones perfectos, debemos cuidar el tipo de copa que ponemos en la mesa en cada ocasión.

TIPOS DE COPAS

Cuando preparamos una mesa formal en casa, podemos utilizar, al menos, seis tipos diferentes de copas:

  • Copa de agua: en muchas ocasiones suelen tener un tamaño similar al de las copas de vino, pero podemos distinguirlas porque las copas de agua tienen el borde más abierto, mientras que las de vino lo pueden tener algo más cerrado para poder apreciar los aromas del vino. Copas de agua son ideales para el picnic, merienda y comidas.
  • Copa de vino tinto: estas tienen un tallo largo y el cáliz suele ser grande con forma de globo u ovoidal. El espacio ha de ser suficientemente grande para poder meter ligeramente la nariz y poder apreciar todos los aromas. Las copas sólo han de llenarse hasta la tercera parte, una cantidad más que suficiente para apreciar el caldo.

copa de vino tinto

  • Copa de vino blanco: también de tallo largo, el cáliz puede ser similar al de las copas de vino tinto, pero el borde puede ser algo más cerrado ya que así evitamos que se caliente. Es importante sujetar las copas siempre por el tallo y no por el cáliz para evitar que nuestro vino se caliente y pierda cualidades.

Copas

  • Copa de champán: de forma alargada, tiene un cáliz estrecho y un tallo algo más corto que el de las copas de vino. Gracias a su forma y a su borde de poco diámetro, se mantienen las burbujas durante mucho más tiempo.
  • Copa para licor: suelen ser copas muy bajas, con un tallo casi inapreciable y un cáliz estrecho. Al contrario que con el vino, en las copas de licor se sirve bebida casi hasta el borde. Pueden enfriarse previamente o bien añadirles un hielo para que el licor se enfríe.
  • Copa de coñac: de tallo muy corto y de cáliz con forma de pera, que es por donde se suele sujetar para que el líquido gane temperatura.

EL CRISTAL, IMPRESCINDIBLE

El cristal es siempre el material más recomendable para disfrutar de todo tipo de bebidas, y más si se trata de un vino. Un cristal transparente y liso nos va a permitir apreciar las tonalidades de todos los caldos. Además, el cristal va a conservar todas las cualidades del vino para que disfrutemos plenamente de este momento.

ENTRE COPAS: HACER UNA CATA EN CASA

Una de las propuestas más interesantes entre amigos es hacer una cata de vinos en casa. Para eso tenemos que contar con un número suficiente de copas, tanto para vino tinto como para vino blanco. Aquí os damos unas cuantas indicaciones para que esta velada entre vinos y copas sea realmente perfecta. En primer lugar, elegimos el tipo de cata que queremos hacer:

  • Cata horizontal: se prueban distintos vinos pero de la misma cosecha y denominación de origen
  • Cata vertical: catamos los mismos vinos pero de diferentes cosechas

Comenzamos siempre por el vino más suave (más joven) para terminar con el más potente (crianza, reserva, gran reserva) para que el olfato no se sature. Lo mejor es tener una copa para el vino blanco y otra para el tinto. Si no es así, se pueden aclarar las copas con agua entre cara y cata y luego enjuagarlas con el nuevo vino que vas a servir. Recuerda que la copa de vino blanco debe tener un tallo más largo y el cáliz puede ser más estrecho, mientras que para los vinos tintos, es mejor que el cáliz sea más abierto.

Copas

Para apreciar bien las tonalidades del vino es importante que la copa sea de cristal liso y transparente. El mantel ideal para una cata de vinos será de color blanco para poder observar correctamente los colores de los caldos, tanto tintos como blancos.
Dispón en la mesa los vinos que se van a probar y prepara unos platos con picos de pan para cambiar el sabor entre cata y cata. Dale a cada participante un kit de cata para que apunten sus impresiones: será suficiente con unas hojas y un lápiz para elaborar sus propias fichas con los datos del vino. Las fases de la cata:

  • Fase visual: se trata solo de observar y mirar las tonalidades del vino a través de la copa. ¿Qué colores vemos? ¿Es muy fluido? Obtenemos así información sobre la edad del vino y su elaboración.
  • Fase olfativa: primero olemos el vino a copa parada, sin darle vueltas, para tener una primera sensación. A continuación, lo removemos en la copa de forma circular para oxigenarlo y captar los diferentes aromas del vino. Hay tres tipos de aromas: el que se refiere al tipo de uva será el primario; el referido a la fermentación, que es el secundario y por último los aromas terciarios, que son los que conforman el bouquet durante el proceso de crianza.
  • Fase gustativa: llega la hora de probarlo. Primero daremos un sorbo pequeño para que las papilas gustativas capten toda su textura y los diferentes matices según el vino va atravesando la boca. El sabor dulce lo notaremos con la punta de la lengua, los ácidos se captan en los laterales de la lengua o debajo de ella y el sabor amargo, en la parte trasera de la lengua.

Tras completar las fases, cada participante puede apuntar sus impresiones y por supuesto, ponerlas en común.  La cata de vinos es toda una experiencia y encierra multitud de sorpresas para todos.

COPAS DE AGUA DE COLORES

Los colores con los que decoramos nuestra casa dicen mucho de la personalidad de quienes habitan en ella. La abundancia de tonos naranjas implica un ambiente joven y lleno de vitalidad, mientras que los colores fríos como el azul refrescan un espacio e inspiran paz y serenidad. Tus copas de agua no son una excepción, y transmitirán diferentes sensaciones en la decoración de tu mesa según el color que escojas. ¿Qué color es más adecuado para tus copas de agua?:

  • Copas de agua para espacios nórdicos: la decoración nórdica utiliza en sus espacios colores neutros y discretos acompañados de elementos de inspiración natural. Para que tus copas de agua vistan una auténtica mesa nórdica puedes optar por copas en cristal transparente o colores fríos como el gris o las diferentes tonalidades de azul.
  • Copas de agua para un salón boho: para este divertido y colorido estilo de decoración, ¡te animamos a que combines colores vibrantes! Los espacios boho inspiran exotismo a través de la mezcla de culturas. Para transmitir esto a través de tus copas de agua, escoge colores llamativos como los tonos mostaza o brillantes rojos.
  • Copas de agua para un estilo minimalista: en cualquier espacio minimalista que se tercie, el color blanco es un must. Este color, tan ligero y luminoso, no suele verse en copas de agua, por ello, darás a tu salón un toque atrevido con unas copas de agua blancas.

copas de agua

PERSONALIZA TUS COPAS DE AGUA

Si buscas unas copas de agua únicas e irrepetibles que además sean el regalo perfecto existe una solución, ¡personaliza tus copas! Hazte con diferentes estilos de geles y pinturas para cristal y decora tu copa con el diseño que más te agrade, ¿qué estilo vas a escoger?

¡Inscríbete en el club de compras de Westwing! Encontrarás infinidad de objetos e ideas para la decoración de tu casa.

Próximas campañas