Cuchillo de mechar

Cuchillo de mechar

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Cuchillo de mechar:la guía Westwing

Unos de los utensilios de cocina que más variaciones presentan son sin duda alguna los cuchillos. Para contar con un equipo de cocina completo necesitamos un cuchillo de cocinero, de carne, de pescado, de untar, de pan, etc. Pero si queremos estar equipados por completo no nos puede faltar un cuchillo de mechar.

En Westwing la cocina es uno de nuestros pasatiempos favoritos junto con la decoración. Por ello en nuestras campañas aunamos nuestras dos grandes pasiones y ponemos a tu disposición un amplio abanico de artículos de cocina de diseño, entre los que podrás encontrar un cuchillo de mechar.

UN CUCHILLO DE MECHAR PARA UNA TÉCNICA ESPECIAL

Comerse un entrecot de ternera en su punto o un jugoso salmón al horno es uno de los mayores placeres de la vida, especialmente si lo acompañamos de un buen vino y lo despedimos con un postre merecedor.

No obstante a más de un comensal le gusta la carne y el pescado bien hecho y entonces corremos el peligro de que la carne quede demasiado seca y pierda su punto de jugo y grasa. Es entonces cuando necesitamos el cuchillo de mechar. La técnica del mechado consiste en hacer pequeño orificios en la carne o pescado que luego rellenaremos con tocino o grasa para que esta vaya soltando su jugo progresivamente durante el asado de la carne.

Esta técnica tiene una aceptación enorme en la alta cocina y muchos chefs van más allá del clásico mechado con grasa y tocino y experimentan añadiendo todo tipo de ingredientes. Algunos de los que mejor resultado ofrecen son las piezas de fruta deshidratadas o todo tipo de setas.

¿CÓMO ES UN CUCHILLO DE MECHAR?

Una técnica tan especial solo podía tener un utensilio tan singular como el cuchillo de mechar. El cuchillo de mechar, también llamado aguja de mechar, es imprescindible para realizar esos pequeños cortes a la carne que luego se rellenan con el tocino o la panceta.

Un cuchillo de mechar tiene una hoja muy alargada y fina, además de una punta totalmente punzante. La punta es lo primero que utilizaremos para hacer una incisión en la carne, luego introduciremos el cuchillo de mechar poco a poco hasta alcanzar la profundidad deseada. Entonces, se debe retirar el cuchillo de mechar con cuidado y ya tendremos el surco donde podremos añadir el tocino.

¿A qué esperas para innovar en tus recetas con tu cuchillo de mechar?