Dormitorio industrial

Dormitorio industrial

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Dormitorio industrial:la guía Westwing

Seguro que todos nos hemos imaginado alguna vez viviendo en un loft en Nueva York con las clásicas escaleras de incendios, por donde los protagonistas escapan de los malos que les persiguen en las películas de acción y donde Audrey Hepburn se asomaba a cantar Moon River con su guitarra en Desayuno con diamantes. Sin embargo, no tenemos por qué trasladarnos a Estados Unidos para poder hacer realidad nuestro sueño. En Westwing le ofrecemos una serie de consejos e ideas para conseguir el dormitorio industrial perfecto. Para empezar, no es necesario que vivamos en un almacén rehabilitado como vivienda, podemos vivir en un piso o una casa y elegir el estilo industrial para darle a nuestro dormitorio un toque original y único. El estilo industrial para el dormitorio se caracteriza por su sencillez y sus elementos de decoración de metal, como modernas lámparas de arco, estanterías metálicas o incluso mesillas de noche que combinen madera y acero.

Origen del estilo industrial

En la década de los 50 algunos artistas neoyorquinos decidieron mudarse a fábricas antiguas con paredes de ladrillo, tuberías al descubierto y grandes vigas de madera. La mayor ventaja de este tipo de espacios es que son muy luminosos y amplios, ya que se trata de una vivienda de estilo loft, sin tabiques de por medio. Si decidimos trasladar este estilo a nuestro dormitorio, solo tenemos que seguir unos sencillos pasos.

Colores para un dormitorio industrial

Como hemos mencionado anteriormente, el estilo industrial se caracteriza por su sencillez por lo que la paleta de colores que se suele utilizar para las paredes abarca distintos tonos de gris, blanco, beige y negro. Además, este estilo de decoración es conocido por el ladrillo visto en el interior, que en algunos casos también se pinta de blanco. Los muebles que combinan a la perfección con estos colores son muebles de madera ruda, sin tratar, con elementos de metal como por ejemplo mesillas de noche o armarios donde guardar la ropa. Para aportar más calidez al dormitorio, podemos escoger ropa de cama de textiles naturales como el lino o el algodón.

Iluminación industrial para el dormitorio

Los lofts industriales originales cuentan con amplios ventanales que dejan entrar la luz durante todo el día. Junto con los colores claros, se crea la sensación de un espacio más amplio, fomentado también por la ausencia de tabiques que separen las habitaciones. Por lo que respecta a nuestro dormitorio, puede que no dispongamos de ventanales tan grandes como los de una antigua fábrica, pero podemos colocar lámparas modernas de estilo industrial, dejando el recorrido de los cables al descubierto, o incluso simplemente colocar una bombilla con el cable a la vista en un color llamativo, para ser más fieles al estilo industrial.

Para decorar el dormitorio industrial perfecto no podemos olvidarnos de elementos vintage que hayamos conseguido en mercadillos o anticuarios, ni tampoco de accesorios decorativos DIY como, por ejemplo, un cabecero de cama hecho con pallets. ¡Déjese inspirar por el estilo industrial de los años 50!