Francés

Francés

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Francés:la guía Westwing

No es necesario hablar francés para entender y amar la cultura de este país tan especial. Cierra los ojos y piensa en Francia, la estás viendo delante de ti? Dejando a un lado los típicos clichés como la baguette, la boina vasca o la camisa a rallas, la inspiración viene de su capital, París, de la brisa marina en la Costa Azul y de un sinfín de recetas culinarias exquisitas.

El estilo francés es muy fácil de entender pero al mismo tiempo muy difícil de imitar. Se siente en el aire, se observa en el color de las calles de París, surge de las cafeterías de la calle, y entre el bullicio de la gente nos invita a formar parte de él. Una mujer elegante, caminando por la calle con naturalidad y sencillez, parece que no le cuesta ningún esfuerzo lucir tan espléndida como va. La alegría rebosa en las calles, los colores invaden el paisaje y podemos percibir toda la energía proveniente de toda la región de Provenza.

Estilo de vida francés

El estilo de vida francés es sutil, y cuando lo entendemos nos ofrece grandes posibilidades para aplicarlo en nuestra vida cotidiana. Un concepto clave debe tenerse en cuenta al principio, y es que, por mucha elegancia que rebose, el estilo francés no es muy perfeccionista. Ésta es una parte muy importante, la actitud je ne sais quoi – es un estilo casual, una sensación de indiferencia y descuido que sin embargo no lo parece, esto es algo que hace tan especiales e inaccesibles a los franceses. El estilo francés refleja con todo esto alegría y mucha vida, hay muchas formas de conseguirlo, en cada región francesa tienen la suya propia, y todas generan estos mismos sentimientos.

El estilo parisino

El diseño de interiores con estilo parisino está orientado para la decoración de más alto standing. Es un estilo francés con clase, fresco y marcado por una mezcla de diferentes detalles.

El típico apartamento parisino es: situado en un immeuble haussmannien con techos muy altos, puertas dobles aparentemente rectangulares, con suelos de parqué y chimeneas en casi todas las habitaciones de la casa, con espejos clásicos sobre ellas. El immeuble haussmannien es una casa típicamente parisina, datada a mediados del siglo 19, cuando Napoleón revolucionó por completo la planificación y el paisaje urbano de París, de forma que conserva el mismo diseño a día de hoy.

Las viviendas antiguas proporcionan el aire distintivo que consigue la ciudad, viviendas con muebles barrocos, románticos y con un estilo juguetón. El terciopelo tapiza las camas y las cortinas de los diferentes espacios de la casa, mientras que los cojines lucen en las camas box spring. La unión de tan diferentes detalles es lo que hace tan especial al estilo parisino, a todo ello podemos añadir las  icónicas sillas Thonet, accesorios para el hogar de estilo francés, aparentemente colocados al azar, pero que realmente no lo están, se rodean también de flores frescas, de colores vivos, para ofrecer un panorama general cargado de detalles, sencillez y vida.

El estilo de la Provenza

Con una casa con estilo provenzal puedes conseguir la deliciosa sensación de vivir en una casa mediterránea durante todo el año. Como es habitual en el sur, las casas construidas en la Provenza tienen este aire mediterráneo, chalets, bungalows, suelos de piedra y ventanas y contraventanas de madera colorida. Lo que puede sonar un idilio pintoresco soñado por todos, se transforma en algo típico de la vida cotidiana para los habitantes de la Provenza, un estilo francés diferente al parisino, pero igualmente lleno de vida y de color. Un francés que habita en la Provenza está acostumbrado a ver grandes jardines, con una piscina incrustada entre los pinos, combinando los colores de las flores con el verde de los árboles y el azul del agua. Muebles de madera de cedro rodean la casa para sentarse a disfrutar del aire libre, en un jardín tan romántico no faltan los accesorios de hierro blanco, para disfrutar después de un largo día de trabajo. Su clima templado y su exquisita cocina propician todo este panorama.

Unos elementos decorativos muy clásicos en este estilo francés son las telas provenzales, que están disponibles en cualquiera de sus mercados locales. Estas brillan más con colores llamativos como el amarillo, verde, azul, rojo y naranja, decorando con patrones y motivos naturales como olivos, flores de lavanda y otras plantas clásicas del Mediterráneo francés. Estas telas se convierten en manteles, cortinas, sábanas y colchas que decoran toda la casa, y es que, esta región del sur de Francia mezcla estas telas con accesorios de porcelana blanca como cuencos, floreros u ollas que combinan perfectamente.

Las plantas en el hogar suelen colocarse en el alféizar de la ventana, lavanda, romero y otras hierbas provenzales se colocan en pequeñas macetas de aluminio, el estilo de la Provenza es el estilo francés que simboliza sus casas de campo.

El estilo de la Bretaña

La Bretaña francesa es una zona de pesca tradicional, en consecuencia las viviendas de la región brillan acorde con el ambiente marítimo. La Bretaña es dura, pero justa – como el mar del Norte – e irradia el mismo sentimiento en todo su estilo. El mobiliario francés de madera transmite en sus hogares una mirada elegante, que parecen hechos de reliquias pero que conservan todo el encanto francés, en una zona en que la vendimia también representa a la perfección el estilo bretón. El diseño interior con tonos pastel se acentúa en la Bretaña, colores suaves y todas las variedades del azul se mezclan entre ellos para crear el ambiente decorativo que refleje la vida marina de esta región. Estos colores se mezclan con elementos decorativos como botellas de diferentes formas, colores y tamaños, pequeños accesorios como barcos de vela o faros decorativos son perfectos para completar la ambientación de una casa con este estilo francés.

Centrándonos en los tejidos, perfectos son el lino, cojines con estampados marineros, como anclas o faros, y otras ideas de decoración que sin duda te ayudarán a conseguir la ambientación perfecta. Los diseños se basan en las camisas a rayas clásicas de los marineros bretones y los accesorios con este estilo y diseño cuelgan de las paredes para convertirse en un auténtico punto de atención. Para culminar la decoración de este estilo francés no podemos olvidar las bandejas de madera rústica, con mirada apenada, aluminios o esmaltes, colocados sobre una mesa, bandejas adornadas con conchas, tarros de arena y flores frescas, ¡todo el poder de un hogar francés de la Bretaña en nuestra casa!

Casa estilo francés con todos los detalles

Consigue el look francés perfecto con Westwing. Y es que el club de compras líder en muebles y accesorios de decoración lanza nuevas campañas de venta a diario. Siempre basadas en temáticas de moda y muy inspiradoras, no te pierdas sus campañas de estilo francés. Podrás crear un ambiente parisino ideal con las propuestas de estilo de nuestros expertos.

Desde un secreter, un armario, una mesa de centro, una cómoda a textiles del mejor material, en Westwing no te faltarán detalles. Déjate aconsejar por las propuestas de las campañas de venta y descubre cuáles son las últimas tendencias en decoración.

Próximas campañas