Flor de pascua o de navidad

La planta de Navidad por excelencia es la Poinsettia o, también llamada, flor de Pascua. Se trata de una especie con unas hojas llamativas, normalmente en rojo (pero también las puedes encontrar en rosa, blanco o jaspeadas), que llena de magia cualquier rincón de la casa. Aunque es una planta muy resistente, es cierto que si no la cuidamos adecuadamente puede estropearse. Así que nunca están de más los buenos consejos para saber cómo cuidar nuestra flor de Pascua y que nos dure más allá de las Fiestas. ¡Sobrevivirá!

Orígenes de la flor de Pascua 

La flor de Pascua es una de las plantas más reconocidas de esta época navideña. Muchas familias tienen la costumbre de regalar por Navidad, como detalle, una Poinsettia. Incluso en los centros de mesa de las comidas navideñas, las flores de Pascua suelen ser las más deseadas. Pero, ¿de dónde proviene esta planta tan conocida?

El origen de la Poinsettia se encuentra en México. Fue en este país donde se asoció por primera vez esta planta a la época navideña, en el siglo XVI. Además, al tratarse de una planta que florece justo en los meses de diciembre y enero, se ha ido asociando con más frecuencia a la Navidad. Para muchos, la flor de Pascua simboliza la pureza y la llegada de la celebración navideña. 

En España, esta planta es una planta de interior muy común e incluso existe una tradición de regalar flores de Pascua a familiares, como obsequio. Esta costumbre es la que marca para muchas familias el inicio de la Navidad, además de simbolizar buena suerte. 

Cómo elegir la flor de Pascua perfecta 

Cuando tengamos que elegir la flor de Pascua debemos observar que no tenga demasiadas florecillas. Si es así, la planta nos durará muy poco. También conviene que echemos un vistazo al resto del follaje, por si hay algún tallo roto o podrido, manchas en las hojas…Todo esto es fundamental para que nuestra planta siga creciendo de forma saludable y nos dure toda la Navidad. 

Cuidados de la flor de Pascua  

La flor de Pascua es parte de la decoración navideña de nuestras casas, pero no debemos olvidarnos de que requiere ciertos cuidados. Te resumimos los 4 puntos clave para que tu planta viva más tiempo.

  1. Luz

    La flor de Pascua es una planta que necesita mucha luz, dato importante para saber ubicarla. Sobre todo cuando está en la época de floración, que es durante los meses de Navidad.

  2. Temperatura

    En cuanto a la temperatura, lo ideal es que la flor de Pascua esté entre los 15º y 20ºC. Eso sí, hay que tener cuidado con la calefacción ya que los ambientes muy secos pueden deteriorarla. 

  3. Riego

    En verano debemos regar con más frecuencia la planta, pero en invierno debemos disminuirlo. Una buena idea para que el riego se haga de forma gradual es poner la maceta sobre un plato con agua unos 15 minutos aproximadamente, así absorberá solo la necesaria. 

  4. Abono

    Es mejor abonarla cada 15 días, en época de crecimiento de la flor de Pascua. Es decir, desde mediados de primavera hasta finales de verano. No se deben aplicar abonos cuando las brácteas empiezan a tomar color.

¿Puede durar una flor de Pascua de un año para otro? 

Si la cuidamos bien, nuestra flor de Pascua nos puede durar de un año para otro. Si quieres intentarlo te aconsejamos que, una vez que se hayan caído las hojas, podes la planta. También tendremos que trasplantarla a otra maceta y renovar la tierra para que nos pueda durar en perfecto estado. Si quieres que vuelva a dar flores rojas antes de tiempo, tendrás que poner la planta durante 14 horas al día en una zona muy oscura desde septiembre hasta noviembre. De esta forma, podrás conseguir las flores antes y que estén listas para la temporada de Navidad.

Cuidados de la flor de Navidad de un mes a otro

Cada mes la planta de Navidad requiere unos cuidados. Te los contamos:

De diciembre a agosto: Ponla junto a una ventana, que le dé la luz del sol pero, ojo, la luz, no el sol directo porque podría quemar sus hojas. Procura que esté a 21º como máximo durante el día y 16º por la noche. Riégala un par de veces a la semana siempre que tengas una temperatura estable de 21º. Y si tienes un plato bajo la maceta, ten cuidado de que no quede lleno de agua porque puede pudrir las raíces.

Truco: Lo ideal es regar la Poinsettia con agua de lluvia pero si no es posible, hazlo con agua del grifo, dejándola reposar mínimo 24 horas porque así se evapora el cloro que se utiliza para la potabilización y que perjudica a las raíces de todas las plantas.

Ves retirando las hojas secas, aunque es mejor que caigan solas. Y ten cuidado con las corrientes de aire. Cuando llegue la primavera, poda tu flor de Pascua. Es clave para que vuelva a crecer y lo haga con más fuerza. Debes cortar las ramas a la mitad. Aunque si no las cortas estarás ayudándole a que crezca a lo alto.

En septiembre: empieza a esconderla de la luz encerrándola a oscuras (puedes optar por meterla en un armario) cuatro horas cada día.

En octubre: ponla a oscuras tres horas al día.

En noviembre: evítale la luz durante una hora al día.

• Y en diciembre… ¡volverá a estar roja!

Maceteros indispensables

Problemas que podemos tener con la flor de Pascua 

  1. Las hojas presentan un aspecto negruzco. Eso significa que la planta se está pudriendo debido a un mal riego. Para evitar que la planta se pudra por completo, podamos y la dejamos en la sombra hasta que vuelvan a brotar flores nuevas. 
  2. Las hojas de la planta se ponen amarillas y finalmente se caen. Esto puede ser debido a un exceso de calor, corrientes de aire o falta de luz. Pon la planta en un lugar luminoso, sin corrientes, y riega con regularidad.
  3. Las hojas pierden color. La causa de esto es un exceso de agua. Deja secar la tierra entre riego y riego.
  4. Las hojas de la planta presentan múltiples manchas grises. Es porque tiene brotytis (hongos); trátala con un fungicida.
  5. La planta está flácida. Esto se debe a que está expuesta a corrientes de aire. Para que se recupere, colócala en un lugar donde esté más protegida. 

La flor de Pascua es la estrella indiscutible de las plantas navideñas, prueba de ello son los cien millones de flores de Pascua que se venden cada año en todo el mundo. Anota estos consejos que te hemos dado desde Westwing y consigue una casa navideña con tus flores de Pascua favoritas.

Sigue leyendo: descubre más sobre la decoración de Navidad en nuestros artículos de decoración de la mesa de Navidad o la decoración navideña DIY.