cerrar porches y terrazas

No importa el tamaño que tenga tu porche, si lo acristalas puedes ganar una habitación más para decorar y convertir en un lugar especial dentro de tu hogar. Basta con cuidar los pequeños detalles para convertirlo en un lugar cómodo y super acogedor. El porche es un lugar de transición entre la casa y el jardín y su decoración debe servir de nexo de unión entre ambas zonas. Materiales naturales, muebles acogedores, alfombras y plantas no pueden faltar si quieres hacer de este espacio un lugar de calma y relajación. En Westwing queremos que descubras las claves de decoración de porches acristalados de la mano de los mejores interioristas, para que aprendas a dsacarle el máximo partido a tu hogar. ¿Te vienes?

Cómo decorar un porche acristalado

Tanto si decides acondicionar tu porche acristalado como un salón acogedor o como comedor, como despacho, sala de juegos o zona chill out, no dudes en amueblarlo con elementos cómodos, optando siempre por los materiales naturales para darle un toque de lo más hogareño.

Muchas veces, al pensar en las zonas exteriores de las casas, se nos viene a la mente una casa rural o un estilo más campestre. Pero existen gran variedad de estilos decorativos entre los que puedes elegir para crear un porche con encanto con el look que desees.

Puedes conseguir fácilmente un porche acristalado moderno. Opta por una decoración de líneas simples y rectas, con lámparas de figuras geométricas, elementos minimalistas y colores suaves, siempre pudiendo introducir notas de color o incluso romper con el color negro. Si buscas un look más sofisticado, también puedes introducir elementos dorados. Por ejemplo, en maceteros, lámparas, los tiradores de los muebles, figuras decorativas, marcos de fotos…

En cuanto al sofá puedes optar por dos opciones. Si prefieres un look de sala de estar donde pasar tardes enteras, no dudes en decidirte por un modelo extragrande y super cómodo, con unas mantas de pelo, alguna alfombra y una mesita baja, puedes crear el rincón de lectura perfecto.

Si prefieres darle un look dentro/fuera al porche acristalado, puedes optar por un sofá de mimbre o ratán. Creará un ambiente muy agradable y será como una transición al exterior, añade unas cuantas plantas y unos cojines de fibras naturales para completar el diseño del porche de casa.

También puedes optar por sillones de líneas redondeadas y envolventes, perfectos para disfrutar de un momento relajación. Intenta, dentro de lo que cabe, utilizar materiales y tejidos naturales, déjate seducir por un sofá de lino o de algodón o, si prefieres, puedes elegir uno con efecto piel de melocotón o de ante. En cualquier caso, siempre intenta aportar calidez a la decoración de tu porche acristalado acogedor con mezclas de diferentes textiles.

¿Te gustaría tener una casa de revista? Regístrate ya en Westwing y no te pierdas las rebajas de hasta el 70% para amueblar y decorar tu casa con estilo.

Crea un comedor exterior en tu porche acristalado

Si quieres convertir el porche en una zona de comedor, escoge una mesa bonita con sillas a juego, unas flores secas y una alfombra vistosa bastarán para decorar la zona y que sea ideal. No dudes en añadir a tu decoración de porches con objetos decorativos para que tu porche acristalado tenga esencia propia, fotos recuerdos, un baúl antiguo que sirva de mesita auxiliar o unas lámparas o farolillos para crear ambiente. Escoge tejidos que te proporcionen frescor, por ejemplo, los de tonos claros te transmitirán sensación de amplitud.

Para superficies pequeñas te recomendamos mesas extensibles y sillas apilables que puedas recoger, amontonar y ocupen el menor espacio posible. Los sofás modulares también pueden ser una perfecta opción para espacios reducidos, ya que son muy versátiles y permiten distintas colocaciones.

Consejo: para porches acristalados intenta evitar los muebles altos, ya que pueden obstaculizar la vista e impedir que circule la luz. Y siempre que sea posible, intenta decidirte muebles que estén en armonía con la decoración del resto de la casa.

Naturalidad y suavidad: las claves de un porche acristalado con encanto

¿Quieres crear un porche acristalado con encanto? Añade textiles y juega a mezclarlos para conseguir los mejores resultados. Prueba a colocar sobre el sofá o los sillones unos cojines lisos o estampados, siempre jugando con diferentes texturas, tejidos, formatos y colores. Lo mismo ocurre con las mantas, son esenciales para crear un ambiente acogedor, pero también para decorar.

En cuanto a los colores, opta por la suavidad, con matices neutros inspirados en la naturaleza o tonos pastel: blanco, beige, tonos tostados, crudo, gris, azules, verdes…

Las cortinas son otro de los elementos más importante a la hora de vestir una habitación. En un porche acristalado, pueden resultar especialmente útiles para evitar que la zona se caliente demasiado, ya que, al estar tan expuesta al sol, sobre todo en verano, el calor puede llegar a ser sofocante. También puedes elegir estores o persianas venecianas que darán un toque más exótico y encantador a la decoración.

Para decorar el suelo, no te olvides de las alfombras. Puedes elegirlas con estampados, lisas, redondas, rectangulares, de pelo, de tejidos naturales… ¡Incluso puedes superponerlas! Complementar diferentes alfombras en un mismo espacio puede hacer que este parezca mucho más cálido y te den ganas de quedarte. Para crear un espacio tipo chill out, puedes colocar cojines de suelo o pufs que estén en armonía con el espacio, el resultado es muy apetecible.

¿Un porche acristalado como invernadero?

No dudes en colocar multitud de macetas y de jardineras. También puedes optar por maceteros colgantes de macramé o de cuerda para ocupar menos espacio en el suelo y vestir las cristaleras. Si quieres darle un total look a esta zona, ¿por qué no apostar por una silla colgante o una hamaca? Son perfectas tanto para exteriores como para interiores, decoran y además son ideales.

Una buena luz también es fundamental para que la decoración de tu porche cerrado sea un éxito. Durante el día no habrá problema, intenta aprovechar todo lo posible la luz natural. Para por la noche, es indispensable tener lámparas, velas, farolillos, lámparas de pie, luces indirectas y todas las opciones que se te ocurran para crear ambiente y resaltar la atmósfera acogedora.