huevos de pascua colgando de planta

Aunque lleves mucho tiempo esperando con ganas la llegada de tus merecidas vacaciones de Semana Santa, es posible que no tengas del todo claro qué hacer en Semana Santa. Y no pasa nada, es más que normal. Es por ello por lo que queremos ofrecerte diferentes planes y alternativas que puedan inspirarte y que quizá te ayuden a la hora de decidir qué hacer en Semana Santa. Prepara tu café o té favorito, dale al play a esa lista de Spotify que tanto te gusta, ponte cómoda, relájate y… ¡Toma nota de la lista que hemos preparado para ti! 

¿Cómo se puede pasar la Pascua?

Viajar, viajar y viajar 

Una de las ideas que más peso ha ido ganando en los últimos años (antes de la llegada de la pandemia) era la de viajar. Cogerse la semana entera de vacaciones o el máximo número de días posible para hacer ese break que tanto necesitabas era (y es), para muchos, la primera de las opciones de la lista ‘Cosas que hacer en Semana Santa’.  

Si puedes hacerlo, te lo recomendamos al 200%. No hay nada como viajar y enriquecerse. Y no se nos ocurre una mejor manera de liberarse y ayudar a nuestra mente y organismo a mantenerse sano y fuerte que disfrutar de ese viaje que llevas tanto tiempo dándole vueltas. No hace falta que sea el viaje de tu vida, pero sí que lo hagas con ganas, con ilusión y con la emoción de las primeras veces. Lo demás… viene solo.  

Pasar tiempo (de calidad) en familia  

Otra de las opciones que te proponemos, y que nunca está de más, es la de pasar unos días en familia. Visitar a tus padres, hermanos, tíos o sobrinos y reunir al mayor número de familiares es el plan perfecto para disfrutar de la Semana Santa al más puro estilo tradicional. Una tradición que nunca, nunca deberíamos perder. Por mucho que pasen los años, por mucho que pase el tiempo, hay costumbres que deberíamos preservar y mantener intactas.   

Aunque este año todavía sea un poco precipitado o no sea posible hacerlo como nos gustaría, siempre podemos hacer esa visita a alguno de nuestros familiares (dentro de las restricciones y posibilidades de cada uno, obvio). 

¡No olvides echarle un vistazo a nuestra recomendación de películas de Semana Santa y monta tu cine especial en familia!  

Disfrutar del deporte y de la naturaleza 

Dar carpetazo a la cobertura y olvidarnos de Internet es clave si queremos abordar el tema de la desconexión y hacer planes 100% saludables. Sacarle partido al contacto con la naturaleza, ya sea en forma de paseos, pequeñas rutas, desempolvando la bici… es una buena forma de aprovechar las horas de sol y cargarnos de vitamina D, oxigenar nuestros cuerpos y reducir el estrés acumulado de estos meses.  

Planes de ciudad 

Como siempre tenemos la opción de quedarnos en la ciudad, podemos dedicar estos días a hacer todo aquello que no podemos hacer durante nuestro día a día. Ya sea por falta de tiempo, ganas o porque no encaje en nuestra rutina y agenda diaria, los días de fiesta de Semana Santa son perfectos para reunirnos con amigos y hacer (por fin) esa comida, cena o tomar ese café pendiente.  

Puedes invitar a tus amigos a casa y sorprenderlos con recetas y dulces típicos de esta época del año. O podéis pedir comida a domicilio y pasar un buen rato juntos como hacía tiempo que no lo hacíais. 

Nuestro consejo: Decora tu mesa de Semana Santa con la ayuda de Westwing y haz de este plan, tu planazo de Semana Santa. Quién sabe si es el comienzo de una bonita tradición… 

Manualidades 

Si en tus vacaciones de Semana Santa hay niños de por medio o simplemente te apetece dar rienda suelta a tu imaginación, echa un vistazo a nuestra sección especial dedicada a manualidades de Semana Santa para inspirarte. Pintar, dibujar, decorar huevos de Pascua, crear tu propia corona de Pascua o incluso hacer velas caseras puede convertir tus vacaciones de Semana Santa en la oportunidad perfecta para sacar ese artista que llevas dentro. Además, si es compañía de niños, la diversión estás más que asegurada.  

Ten en cuenta que puedes utilizar todas esas manualidades para decorar tu mesa de Semana Santa y darle ese toque festivo a tu hogar.  

Si ya sabes qué hacer en Semana Santa, ya sea viajando, en casa, disfrutando de tu familia, pareja o amigos, desconectando mientras haces deporte o lees los libros que te regalaron para Navidad y nunca empezaste, no olvides que, como casi siempre en la vida, se trata de alegrar tus días de fiesta con planes que realmente te apetezcan.  

¡Pasa la Semana Santa con nosotros!