Nutrición

Levantarnos con energía es vital para hacer frente a nuestro día a día. Un buen descanso, ejercicio durante el día y una comida equilibrada hacen que podamos disfrutar de un estilo de vida saludable. Sobre todo es importante que llevemos a lo largo de nuestra vida una nutrición saludable si queremos aumentar nuestra longevidad y evitar enfermedades. Te contamos todo lo que debes hacer y saber para conseguir una vida feliz y saludable.

Levantarnos con energía es vital para hacer frente a nuestro día a día. Un buen descanso, ejercicio durante el día y una comida equilibrada hacen que podamos disfrutar de un estilo de vida saludable. Sobre todo, es importante que llevemos a lo largo de nuestra vida una nutrición saludable si queremos aumentar nuestra longevidad y evitar enfermedades. Te contamos todo lo que debes hacer y saber para conseguir una vida feliz y saludable.

¿Qué es la nutrición?

La nutrición es el conjunto de procesos o hábitos que nos ayudan a mantener un estilo de vida saludable. A través de la nutrición conseguimos transformar los alimentos en nutrientes. Este proceso está sujeto a varias etapas: ingesta, masticación, deglución, digestión, absorción, metabolismo y excreción.

La nutrición es algo que ha adquirido mucha importancia, sobre todo con el fin de llevar a nuestro organismo nutrientes saludables. Una alimentación sana es vital para que podamos mantener nuestro cuerpo en buena forma. Además, con unos buenos hábitos alimentarios podremos reducir enfermedades cardiovasculares, diabetes y por supuesto obesidad. En España, la obesidad ha aumentado incluso en niños. Según el Instituto del Hospital del Mar de Investigaciones Médicas de Barcelona, en el año 2030, 27 millones de españoles, el 80% hombres y el 55% mujeres, tendrá sobrepeso.

 

¿Cuáles son las claves de una alimentación sana?

  1. Dieta saludable: alimentos saludables y variados para poder prevenir enfermedades. Debemos ingerir diferentes tipos de frutas, verduras, legumbres, lácteos, carnes…ya que ningún alimento reúne todos los nutrientes necesarios. Se recomienda consumir al menos 30 alimentos diferentes durante una semana.
  2. Comer más frutas y verduras: son dos de los alimentos más importantes y saludables para el ser humano. Debemos incentivar a los peques a comer diferentes tipos de verduras y frutas, como el aguacate, los plátanos o espinacas. Si lo hacemos en edades tempranas conseguiremos que sean constantes a la hora de llevar un estilo de vida saludable. La avena, por ejemplo, es uno de los cereales más consumidos incluso por los niños debido a sus beneficios para la salud. Y es que, según un estudio, más del 50% de niños que consumen avena se evitan problemas de asma.
  3. Reduce la ingesta de procesados: son alimentos muy perjudiciales para la salud por lo que debemos reducirlos al máximo. Sobre todo, en niños, ya que luego se acostumbran a malos hábitos muy rápido. Si te apetece hacerles gofres es mejor buscar una alternativa saludable por ejemplo a base de avena y fruta.
  4. Establece cinco comidas al día: intenta equilibrar el consumo de comidas así podrás comer variado durante todo el día y evitar picar entre horas. Con este hábito se reducen algunas enfermedades cardiovasculares.
  5. Gran cantidad de líquidos: al igual que debemos incidir en un buen consumo de alimentos, también en un aumento de los líquidos. Se recomienda al menos consumir entre 1 o 2 litros de líquidos, ya sean de agua o de otro tipo de bebidas como tés. El té verde en particular ayuda a evitar la retención de líquidos

Nutrición: trucos para tener un estilo de vida saludable

Llevar un estilo de vida saludable no es complicado si le ponemos mucho empeño. La clave de una dieta sana y equilibrada está en consumir una amplia variedad de alimentos, y en tener claro algunos de estos puntos:

  1. Aumentar el consumo de frutas y verduras.
  2. No comprar con mucha hambre.
  3. Hacer cenas saludables para dormir mejor y evitar digestiones pesadas.
  4. Evitar comprar alimentos procesados y tenerlos en casa.
  5. Comenzar las comidas siempre con un buen plato de verduras o ensaladas. Esto hará que nos sacie antes y así tener menos ganas de consumir alimentos demasiado calóricos.
  6. No saltarse nunca las comidas. Esto es un hábito muy común, y es todo un error ya que aumenta luego la ingesta de comida.

Si quieres llevar una dieta saludable y probar diferentes recetas del mundo, en Westwing podrás encontrar una guía con muchas opciones. Podrás encontrar desde los famosos ‘bowls’ hasta cómo preparar un rico ‘brunch’ con aguacate. Incluso algunas de ellas podrás ponerlas en práctica durante la Navidad. ¿Te animas a probarlas?