Lámpara de lectura

Lámpara de lectura

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Lámpara de lectura:la guía Westwing

Leer en la cama justo antes de irnos a dormir es para muchos un ritual. Meterse en la cama con un libro y una bebida caliente es especialmente agradable en las noches de otoño o invierno, cuando hace frío y el sol se pone mucho antes. Elegir un buen libro es esencial para disfrutar de estos momentos, pero casi igual de importante es tener una buena lámpara de lectura. A continuación te explicamos que debes tener en cuenta en su elección.

 

Lámpara de lectura en la mesita de noche

En la mayoría de los hogares se utiliza simplemente la lámpara de la mesilla de noche como lámpara de lectura. Aunque es conveniente por su situación, su luz no es la más adecuada para la lectura. En primer lugar, la lámpara de noche tiene por lo general un gran resplandor y está fija en la mesilla. Es por esto que con este tipo de lámparas encendidas, el vecino de cama no podrá fácilmente conciliar en el sueño si así lo desea.  La solución: una lámpara de lectura adecuada.

La lámpara de lectura moderna

La lámpara de lectura es más pequeña que una lámpara de noche clásica y tiene la capacidad de poder ajustarse y acercarse para dirigir la luz a nuestro libro. Además tiene un brillo moderado que no molesta a quien no está leyendo y que solo ilumina las páginas de nuestro libro. Existen también lámparas de lectura modernas que no necesitan ser enchufadas a la red eléctrica por lo que pueden colocarse donde queramos y ajustarse a nuestro espacio. Estas lámparas de lectura tienen muchas veces clips que pueden ser anclados directamente al libro para dirigir la luz directamente a las páginas.

Lámparas de lectura para E-books

Las lámparas de lectura son especialmente ideales para los e-readers. Aunque se trate de libros eléctronicos las pantallas de muchos E-books no están iluminadas por lo que seguirás necesitando una lámpara de lectura para poder leer en la oscuridad o con iluminación reducida.

Muchos E-books vienen con fundas que ya traen incorporada una pequeña lámpara de lectura. Las lámparas de lectura de los libros electrónicos son pequeñas, ligeras y se iluminan normalmente por pequeñas luces LED que funcionan con baterías. Los LEDs son muy eficientes energéticamente y además arrojan una luz hermosa y cálida que resulta muy agradable para la lectura. Otra ventaja de las luces LEDs es que su intensidad puede ser atenuada para que podamos elegir la iluminación adecuada en cada situación.