Mantas de punto

Mantas de punto

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Mantas de punto:la guía Westwing

Hoy en día, nuestras aficiones tienen poco que ver con las de nuestras abuelas o madres a nuestra edad. Las nuevas tecnologías, especialmente la informática, han revolucionado la manera en la que nos entretenemos o nos relajamos en nuestro tiempo libre. Ya no disponemos de un rato para leer un libro, sino que pasamos las horas delante de nuestro smartphone, tablet o ebook.

Tampoco hemos aprendido a tejer como lo hacían antaño las mujeres, por lo que no podemos regalar patucos a los recién nacidos ni tejer nuestras propias mantas de punto. Por suerte, podemos comprarlas, ya que, aunque tejer ya no sea la estrella de los pasatiempos, las mantas de punto siguen siendo un complemento de decoración muy especial en muchos espacios.

LAS MANTAS DE PUNTO ESTÁN DE MODA

No solo las mantas de punto son tendencia para la decoración de nuestras casas, sino que hay infinidad de productos fabricados con lana que encajan a la perfección en cualquier espacio al que queramos dar un aire romántico. Unos cojines, un bonito y cómodo puff de lana, unas cestas para almacenaje o a modo de revisteros… Todos estos artículos quedarán genial con unas mantas de punto en la habitación de tu casa que elijas. Por si no se te ocurren ideas, queremos compartir algunas contigo. ¡Allá vamos!

¿DÓNDE Y CÓMO COMBINAR LAS MANTAS DE PUNTO?

Muy fácil: te damos todas las pistas:

  • Mantas de punto para dormitorios infantiles:

Las mantas de punto son uno de los regalos clásicos para unos futuros papás. Una manta suave en color rosa, blanco o azul es una apuesta segura para cualquier dormitorio de bebé.

  • Mantas de punto para salones:

Coloca una manta en el brazo de tu sofá o sillón en el salón para tenerla a mano para la hora de la siesta. También puedes completar tu sala con una bonita cesta de mimbre en la que guardar tus mantas de punto cuando no las estés utilizando. ¡Hazte con unos cojines con fundas de punto y el look quedará súper completo!

  • Mantas de punto para dormitorios:

Aunque no la utilices para darte calor por las noches, una manta quedará preciosa como complemento al pie de la cama, sobre la colcha o el edredón. Además, si en algún momento del día quieres echarte una pequeña siesta o tumbarte para relajarte un rato, no tendrás que deshacer la cama. Tu manta de punto te será muy útil en esos momentos.

Cuando pensamos en mantas de punto, no debemos limitarnos al clásico diseño de punto bobo o de ochos que tejían nuestras abuelas. Ahora mismo, las opciones en el mercado son infinitas. Podemos encontrar mantas de punto a rayas, con flecos, con rayas en zigzag y colores llamativos (para darle un aire étnico), de patchwork… ¡Pásate por el club de compras online de Westwing y elige tu modelo favorito!