Máquina para hacer donuts

Máquina para hacer donuts

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Máquina para hacer donuts:la guía Westwing

Elaborar dulces caseros es uno de los mejores planes para pasar una tarde de domingo, sobre todo si lo hacemos en familia. Las posibilidades son ilimitadas y, si se es goloso, es imposible encontrar un postre que no nos guste: magdalenas, bizcochos, flanes, donuts... Si el tiempo es un problema, podemos recurrir a electrodomésticos que aceleren el proceso: una máquina de donuts es un gran ejemplo de ello.

En Westwing nos encanta la repostería y, sobre todo, los accesorios que hacen que sea un juego de niños. Si te pierde lo dulce, en nuestra tienda online encontrarás los productos que no pueden faltar en tu cocina: moldes para galletas y bombones, mangas pasteleras, utensilios para cupcakes y mucho más.

DONUTS: DULCE TENTACIÓN

A nadie le amarga un dulce y menos si es casero; los donuts son uno de nuestros preferidos, pero son algo complicados de cocinar… si no tienes una máquina para hacer donuts: ¡el sueño de Homer Simpson!
Antes de empezar, preparamos la masa y untamos el molde de la máquina para hacer donuts con mantequilla. Si queremos darle un toque especial a los donuts, podemos añadir algunos ingredientes a la masa: ralladura de naranja o limón, esencia de vainilla, jamón y queso si preferimos donuts salados, etc. Es importante asegurarse de que la máquina para hacer donuts está caliente antes de verter la masa; si utilizamos una manga pastelera, el proceso será más limpio. El tiempo de cocción dependerá de la cantidad de masa y de la temperatura que hayamos seleccionado, pero suele estar entre los tres y los cuatro minutos. Los dejamos enfriar un poco y, si queremos, agregamos fideos de colores, chocolate fundido, azúcar glas, coco rallado… Nuestros donuts no solo serán deliciosos, sino que también quedarán preciosos.

CÓMO LIMPIAR TU MÁQUINA PARA HACER DONUTS

Al igual que sucede con cualquier otro aparato de cocina, la limpieza es muy importante. Aunque el exterior suele ser de plástico, el molde interior de la máquina para hacer donuts está fabricado en acero inoxidable. Como está recubierto de un material antiadherente, tenemos que cuidarlo bien para que no se estropee y los donuts no se peguen: no debemos usar detergentes fuertes ni estropajos para limpiarlo. En su lugar, es preferible utilizar un cepillo blando o un paño húmedo para eliminar los restos de donut que hayan podido quedar en el molde. Luego solo tendremos que secarlo bien y ¡listo!

Una máquina para hacer donuts es un electrodómestico fácil de usar y que puede guardarse muy fácilmente aunque nuestra cocina sea pequeña, ya que apenas ocupa espacio. Por sus reducidas dimensiones, los donuts que resultan son algo más pequeños que los industriales, pero el sabor es insuperable. ¡Dale un capricho a tu lado más dulce y regálate una máquina para hacer donuts!

Próximas campañas