¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Marionetas:la guía Westwing

Todos tenemos recuerdos de haber jugado o haber visto una obra de teatro con marionetas en nuestra infancia. Las marionetas no sólo tienen un factor de diversión enorme, pero también potencial educativo: los niños pueden interpretar distintos papeles y así aprender a comunicarse y a escuchar mejor.

Marionetas educativas

Los teatros de títeres que tan larga tradición tienen se siguen utilizando hoy en día para la educación y la instrucción. Actualmente contando historias más elaboradas y animando a los niños a que interactuen con marionetas. Por lo tanto, también hay una variedad cada vez mayor de marionetas de mano que permiten que los niños se identifiquen con ellas y puedan contar sus propias historias. Algunos de los personajes más populares de marionetas son:

• El búho: es un animal astuto, y esto está simbolizado por sus grandes ojos. Da consejo a otros animales pero a menudo puede ser de doble filo.

• El cuervo: es un animal también inteligente que planea pensando siempre en sacar su propia ventaja. Sin embargo, hay excepciones altruistas.

• El perro: es leal y amable, pero a veces carece de la valentía necesaria.

• La liebre: debe tener algo interesante para todos cuando siempre está perseguida por todos, sin embargo, no es fácil de cazar.

• El lobo: es el villano arquetípico. Sin embargo, tampoco lo ha tenido siempre fácil ya que muchas veces está todo en su contra.

• El erizo: lo intenta todo, pero a menudo no tiene éxito. Sus planes son buenos, pero la ejecución deja mucho que desear.

• El ratón: tiene normalmente mala suerte, pero aún así nunca pierde su buen humor. Tal vez es eso lo que le hace tan atractivo.

• El gato: es tal vez inferior en sabiduría al búho, pero ciertamente igual de astuto. Siempre se las arregla para que otros trabajen para él y disfrutar del día.

¿Cómo hacer nuestras propias marionetas?

Cualquier niño se alegra de poder jugar con bonitas marionetas y poder montar su propio teatro. Algunas marcas conocidas de fabricación de marionetas son Sterntaler, Sigikid, Haba, kumquats o Kersa. La casa Folkmanis produce unas marionetas muy especiales, de gran tamaño que parece que cobran vida.

Improvisar la creación de una marioneta es algo muy sencillo. Basta con un calcetín o cualquier otro tozo de tela, al que le podemos coser dos botones a modo de ojos. Un rotulador puede ayudarnos a pintar algunos detalles que hagan nuestra marioneta aún más divertida.

Si queremos hacer algo más sofisticado podemos dibujar y recortar una forma en una tabla de contrachapado (o un cartón grueso) separar las piezas y volverlas a juntar con tachuelas de tapicería en los brazos, piernas, rodillas. Después los niños pueden divertirse pintando y decorando las marionetas con toda su creatividad ¡Es un proyecto muy fácil y divertido!