Papel pinocho

Papel pinocho

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Papel pinocho:la guía Westwing

El papel pinocho, también conocido como papel crepé, es un material muy económico que se comercializa en una amplia gama de colores y estampados y se caracteriza por ser, además de ligero y poroso, un papel muy maleable.

Por su flexibilidad, el papel pinocho es usado principalmente para manualidades y trabajos infantiles: disfraces, flores, guirnaldas, envoltorios de cajas, moños... Si disfrutas haciendo tus propios proyectos manuales y usando una gran cantidad de colores, descubre las infinitas posibilidades decorativas del papel pinocho o crepé registrándote en Westwing.

IMAGINACIÓN Y PAPEL PINOCHO PARA REALIZAR TUS PROYECTOS DIY

Por la amplia gama de colores existentes y por su facilidad a la hora de trabajarlo, el uso del papel pinocho suele estar asociado a la realización de flores, guirnaldas, pompones o banderines decorativos para fiestas, pero lo cierto es que las posibilidades que ofrece el papel pinocho son realmente infinitas.

Personalizar objetos de uso cotidiano como marcos, cuadernos o álbumes de fotos, decorar cestas o portavelas, personalizar tarjetas de cumpleaños o crear originales imanes, marcapáginas o simpáticos picaportes, son solo algunos ejemplos de los proyectos que se pueden realizar con papel pinocho.

Un poco de inspiración y una buena dosis de imaginación es todo lo que vas a necesitar para hacer que tus proyectos con papel pinocho se conviertan en pequeñas y originales obras de artesanía.

PAPEL PINOCHO, IDEAL PARA TRABAJAR CON LOS MÁS PEQUEÑOS

La facilidad con la que se trabaja el papel pinocho y sus colores hace que este material sea especialmente apto para realizar trabajos manuales con los más pequeños de la casa. Con un poco de tu ayuda, los niños podrán realizar desde un bonito centro de mesa hasta elementos decorativos que impriman carácter, por ejemplo, a su dormitorio. Te proponemos una manualidad con la que los más peques se divertirán y tú compartirás unos momentos mágicos con ellos, se trata de hacer algo tan sencillo como su nombre. Para ello solo vais a necesitar: papel pinocho en los colores que más os gusten, lápiz, tijeras, silicón frío y guata para el relleno:

  • El primer paso es el de crear las plantillas con las letra que componen el nombre de vuestro pequeño para posteriormente cortar sobre el papel de pinocho dos piezas de cada letra.
  • A continuación pegar ambas piezas por la orilla, introducir el relleno y cerrar por completo
  • Decorar con lentejuelas o, si preferís, con figuras hechas manualmente por los niños (estrellas, soles, lunas…)

¡Déjate inspirar por Westwing!

Próximas campañas