Papel pintado para puertas

Papel pintado para puertas

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Papel pintado para puertas:la guía Westwing

Una de las mejores características de la decoración es su versatilidad y la increíble libertad para darles a los productos otros usos y combinarlos como queremos. Un ejemplo de ello es el papel pintado para puertas que hace que las puertas pasen de ser un producto auxiliar a una parte activa de la decoración.

En Westwing nos encanta darle rienda suelta a la imaginación y darle un toque de creatividad e innovación a la decoración. Descubre ideas y consejos fantásticos como el papel pintado para puertas y otras muchas alternativas para renovar tu casa con estilo y con un presupuesto reducido.

PAPEL PINTADO PARA PUERTAS: LO MÁS PERSONALIZADO

A simple vista puede el papel pintado para puertas puede sonarnos cuanto menos inusual, pero en realidad hay un gran número de situaciones en las que lo podemos emplear y quedaremos muy sorprendidos por el resultado. Entre otras, este accesorio decorativo puede servirnos para distinguir unas puertas de otras y así personalizar aún más la casa, como en las siguientes ideas.

  • Dormitorio infantil: es normal que los niños siempre busquen personalizar su habitación, pues es su lugar más íntimo y personal. Para ello puedes escoger un papel pintado para puertas de su agrado que de paso a su palacio.
  • Cuarto de baño: los aseos son también un lugar muy práctico para indicarlos con un papel pintado para puertas. Así los invitados sabrán de momento cuál es la puerta correcta para ir al lavabo. Un papel pintado para puertas con diseño de mosaico puede tener un resultado fantástico.
  • Terraza: un espacio tan importante como el jardín o la terraza no se merece una puerta sin más que no destaque. Podemos escoger un colorido papel pintado para puertas para indicar el paso a nuestro pequeño Edén.

PAPEL PINTADO: OTROS USOS

Además de para dar un toque decorativo, el papel pintado para puertas también puede ser un elemento muy funcional. Muchas veces las casas tienen una distribución original que por una razón o por otra acabamos cambiando. No es frecuente que la puerta del salón o la cocina, que tiene una cristalera traslúcida, pase a dar paso al baño o dormitorio. En este caso, siempre buscamos nuestra intimidad, por lo que una buena idea puede ser cubrir las vidrieras con vinilos.

Descubre en Westwing muchos más trucos e ideas para renovar la decoración de tu casa.

Créditos: Living4Media