¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Piscinas para bebés:la guía Westwing

Cuando llega el verano y aprieta el calor todos necesitamos refrescarnos, pues no hay mejor manera para huir del calor que un refrescante chapuzón. Podemos ir bien a la playa o a la piscina, pero no solo nosotros pasamos calor, sino que los bebés especialmente también necesitan refrescarse. No obstante el mar y las piscinas grandes pueden llegar a ser peligrosos para los bebés, por lo que lo más apropiado es tener piscinas para bebés. Para Westwing todos los miembros de la familia son igual de importantes, lo que incluye a los más pequeños de la casa: los niños y los bebés. No estamos hablando solamente de piscinas para bebés y demás productos para el verano como piscinas, sino que también podrá encontrar lo último en decoración e inspiración para habitaciones para bebés, entre lo que se cuentan cunas, parques para bebés o sillas de paseo.

DIVERSIDAD DE COLORES

Si hay algo que caracteriza a las piscinas para bebés es la total libertad de forma y colores que estas piscinas tienen. Bien es sabido, que un bebé se siente muy atraído por formas distintas a las que ven normalmente y también del tacto. Esto nos permite poder jugar con total libertad con el material y el color de los productos para bebés y esto incluye las piscinas.

Las piscinas para bebés no tienen por qué ser círculos de plástico simples y monótonos, sino que estas piscinas pueden ser realmente coloridas e incorporar un sinfín de accesorios. Otra variedad de estas piscinas para bebés son las piscinas que incorporan elementos sonoros para que los bebés jueguen.

IMPORTANCIA DE LA NATACIÓN

Una gran cantidad de estudios y expertos han demostrado que la natación en piscinas es algo crucial para el desarrollo de un bebé. Obviamente, cuando hablamos de natación para bebés no queremos decir que el pequeño tenga que nadar cuatro largos de piscina a espalda, sino que a esta temprana edad la natación consiste más que nada en estar en contacto con el agua en una piscina y aprender a flotar y moverse en el agua y para ello las piscinas para bebés resultan geniales.

Con las piscinas para bebés, podemos disfrutar tanto nosotros como ellos. Podemos ver como nuestro bebé se relaja en el agua mientras nosotros estamos pasando un buen rato junto a ellos. Los bebés podrán hacer un poco de deporte mientras flotan y también divertirse con sus juguetes y juegos interactivos mientras están en remojo en la piscina.

Una cosa sí, no se olvide de extremar las precauciones cuando esté con su bebé en la piscina, ya que como todos sabemos estos pequeños son muy vulnerables y más en el agua. Si apuesta por las piscinas para bebés, apostará por piscinas para toda la familia, puesto que todos pueden disfrutar juntos.

Próximas campañas