Cestas

Contenido

  • Más útil de lo que crees
  • Diferentes estilos y materiales
  • Cestos para la ropa sucia en una casa con estilo
  • Tipos de cesto

Dónde dejar nuestra ropa sucia ya no es un problema. Se acabó dejarla tirada por cualquier rincón: amontonada en un rincón del baño o de uno de los cajones del armario. Los cestos para la ropa sucia son una de las mejores soluciones para la ropa que tenemos que lavar. Los hay de muy variados tamaños y colores. Los cestos para la ropa pueden ser todo lo discreto que quieras o bien pueden adaptarse al ambiente que quieras. ¡Son un complemento más del baño!

En Westwing sabemos que el orden y el diseño en una casa son importantes, por eso siempre te proponemos soluciones prácticas para mejorar el aspecto de tu hogar. En este texto vas a encontrar una amplia selección de cestos para la ropa sucia que te van a hacer la vida más fácil. Además, no sólo cuidaremos mejor nuestra ropa, sino que también podremos usar los cestos como accesorio decorativo. ¡Encuentra el que más se ajusta a tu estilo!

Más útil de lo que crees

Los cestos para ropa sucia te permiten mantener la ropa a una buena temperatura y evitar que se estropee mientras esperas a poner la lavadora. Además, los cestos para ropa sucia son muy útiles a la hora de poner orden en la habitación. Es una buena manera de evitar amontonar la ropa en las sillas o incluso en el suelo. 

A veces también se utiliza como asiento. Si, si, como lees. Pero en este caso los materiales deben ser más resistentes para soportar el proprio peso del cuerpo, como de madera, por ejemplo. Existen diseños que permiten en acondicionar la tapa como un asiento, incluyendo un acolchado que le de comodidad y calidez. Esta opción puede ser especialmente interesante si tenemos un dormitorio o un baño pequeños.

Cestas

Diferentes estilos y materiales

Los cestos para la ropa sucia son accesorios para la casa indispensables. Además de ayudarnos a mantener nuestras cosas ordenadas, son elementos decorativos. Por si fuera poco, la variedad de formas y colores nos permiten elegir los cestos para ropa sucia que mejor combinen con la decoración de nuestra habitación. En cuanto a materiales, también vas a encontrar mucha variedad: de metal o de tela, cualquiera va a ser útil y práctico para guardar la ropa sucia hasta que tengamos lista la colada.

Cestos para la ropa sucia en una casa con estilo

Tenemos muy presente la idea de que los cestos de la ropa sucia se colocan en el baño. Pero nada más lejos de la realidad. Hay varias posibilidades a tener en cuenta a la hora de colocar nuestro cesto. Todo dependerá del espacio y la organización de nuestra casa:

  • Baño: es el sitio más comun para colocar el cesto porque el baño es el espacio de la casa donde nos solemos desvestir antes de ducharnos. Así nos quitamos la ropa sucia y la dejamos directamente en el cubo.
  • Cuarto de la plancha: si disponemos de este espacio en casa, colocar el cesto de la ropa ahí es algo muy útil. Puedes esconderlo ahí y así no lo dejas visible para el resto de la casa e incluso con los invitados. Además, te ahorra espacio en las demás habitaciones.
  • Lavadero: en esta habitación es donde están la lavadora y la secadora, por lo tanto, es lo más cómodo para hacer la colada.
  • Dormitorio: si te falta un poco de espacio en casa, siempre puedes poner el cesto en el dormitorio. Elige alguno que vaya con la decoración y hazlo protagonista u opta por algo más discreto para que no llame la atención.

Tipos de cesto

Entre los modelos más comunes está el cesto para ropa sucia de plástico  aunque la variedad de materiales y tipos es amplia: tela, metal, mimbre, madera o dos materiales combinados, de mimbre por fuera y tela por dentro, por ejemplo. Para tus preciadas colecciones de lencería hay disponibles modelos especiales de cestos para ropa sucia delicada. Estos suelen estar hechos de tela y pueden introducirse directamente en la lavadora. Puedes encontrarlos de mil diseños y colores: busca el que más se adapte a tu habitación o cuarto de baño y crea una atmósfera adecuada a tus gustos personales.

Cestos para ropa sucia en espacios pequeños

Si no tienes demasiado espacio para colocar el cesto de la ropa sucia aprovecha al máximo las paredes. Cuelga cestas o canastos en la pared con ayuda de perchas y ahorra espacio. ¡Ordena tu casa de forma original con los accesorios de Westwing!

Elige tus cestos para ropa sucia

Es importante tener en cuenta que los cestos no deben ser voluminosos ni pesados. Aunque pueda parecer algo sin importancia, si añadimos el peso del cesto al de una carga de lavadora de una familia, puede sobrepasar fácilmente los cinco kilos. Si tenemos que llevar el cesto hasta la lavadora, podemos acabar sobrecargando nuestra espalda.

Ahora que ya sabes cómo y cuándo utilizar los cestos para ropa sucia, entra en Westwingnow y descubre toda la gama de producto que tenemos para ti. En Westwing puedes encontrar consejos prácticos para decorar tu casa con mucho estilo. ¡Regístrate y no los dejes pasar!