,,
31 millones de socios

¡Bienvenido al club!

  • Nuevas ventas todos los días
  • Las mejores marcas hasta el -70%
  • Exclusivo para socios.

¿Ya estás registrado?

cuadros de animales

Las siluetas de animales son la primera manifestación artística del ser humano en el mundo. Por algo será, ¿no crees? Y es que la fauna siempre nos ha maravillado y deseamos tenerla representada de algún modo en nuestro hábitat, la casa. Decorar con cuadros de animales es más que una tendencia. Láminas, pinturas o fotografías de animales pueden vestir tus paredes de una forma ¡salvaje!

5 consejos para decorar con cuadros de animales

Hablar de cuadros de animales engloba tantos estilos y opciones que siempre es bueno asegurarse la jugada con una buena elección. Aquí tienes algunos criterios para acertar con la pieza escogida:

  1. Existen multitud de estilos para cuadros de animales. Cada tipo será adecuado para una estancia y decoración. Por ejemplo, las ilustraciones o acuarelas de animales salvajes o del bosque quedan genial en cuartos infantiles. Las representaciones de animales en gran formato encajan en salones, como pieza única. Las series de pájaros o mariposas formando un collage de varias obras pequeñas pueden decorar dormitorios o recibidores. La técnica, materiales y colores del cuadro definirán su estilo, más moderno o vintage, dependiendo de lo que quieras transmitir en tu decoración.
  2. Decora con un cuadro de tu mascota. Nada más personal que encargar una pintura o print de tu mejor amigo animal para tenerlo siempre presente, protagonista, sobre una bonita cómoda o el aparador de la entrada. Escoge muy bien el estilo de la obra: una gran foto en blanco y negro para pisos modernos o una pintura o acuarela de tu mascota para casas más eclécticas.
  3. Los colores de tus cuadros de animales pueden reforzar el look de la sala. Observa los tres tonos predominantes en el ambiente y elige un cuadro en el que estén presentes. De esta forma, la obra se mimetizará en el ambiente y sumará armonía. Si buscas contraste, opta por cuadros con colores vibrantes; se convertirán en el foco de atención.
  4. La necesidad, cada vez más imperiosa, de llevar la naturaleza a nuestras casas hace que incluir cuadros de animales sea una buena idea. Este tipo de obras, junto con otros cuadros que representen vegetación, harán que la fauna y flora se metan hasta en los apartamentos más urbanos, donde conectar con la naturaleza es más que recomendable.
  5. Animales cool. Por supuesto, perros y gatos siguen siendo los más representados en cuadros de animales. Peeero, hoy en día están de moda otro tipo de animalitos, como las llamas, los caballos, las cebras, las jirafas, los búhos o los zorros, que simbolizan la elegancia.

¿Dónde pongo mis cuadros de animales?

  • En el cuarto de los niños: todo un clásico para los pósters, ilustraciones o cuadros de animales. Todo peque tiene su animal favorito, la bestia que los fascina. Sabes bien cuál es el de tu niña o niño, ¿verdad? Pues anima el cabecero de su cama o la pared del cambiador con una lámina de su bicho predilecto.
  • ¿Quieres darle un toque exótico al salón? Decántate por la fauna salvaje, leones, tigres, pájaros tropicales… Cambiarán el flow de tu sala de inmediato.
  • Si no deseas arriesgarte, opta por fotos en blanco y negro o bien pinturas en tonos neutros para tus cuadros de animales.
  • Para el recibidor, transmite calma y sabiduría utilizando imágenes de elefantes. Estos animales son fuertes, inteligentes, calmados y leales. Para algunas culturas el elefante es símbolo de buena fortuna y longevidad.
  • Dale un giro sorprendente a la deco de tu cocina o baño con unos cuadros de animales. Las jirafas y las cebras son el emblema de la elegancia. Animales estilizados y cuyos tonos encajan en cualquier tipo de ambiente. Los animales de granja siempre han sido un must en cocinas muy hogareñas. Por otro lado, la fauna marina siempre encaja en cuartos de aseo, por su evidente relación con el agua.
  • En el dormitorio, decántate por obras que representen aves, mariposas o un tipo de fauna más etérea y sofisticada. Le dará un aire romántico.
  • Si en tu sofá o cama tienes algún cojín o plaid con animal print, destaca el efecto con un guiño más: un cuadro felino, por ejemplo. Recuerda: el animal print en pequeñas dosis es elegante, pero si te pasas, puede arruinar la escena.
  • Anima tu pasillo con una serie de cuadros de animales. Asegúrate que tienen cierta coherencia, apostando por una gama animal de la misma especie, área geográfica o tonalidades coordinadas.
  • Los cuadros decorativos con los que vistes tus paredes hablan de tus gustos y personalidad. Si cuelgas un mapa enmarcado, posees un espíritu aventurero. Si te gustan los abstractos y tipografías, eres un creativo, sin duda. Si enmarcas los dibujos de tus hijos, familiar a más no poder. Y, claro, si optas por cuadros de animales y plantas, necesitas vivir rodeado de naturaleza. Toda una declaración de intenciones.

,