cabecero de pared de madera

Elegir un buen edredón es fundamental para disfrutar de un buen descanso toda la noche. La elección del edredón dependerá de muchos factores: de la decoración del dormitorio, del tipo de estación, y por supuesto, del tamaño de la cama. Por ejemplo, si tenemos una cama de 180 cm, ¿qué tipo de edredón vamos a elegir? Para que no tengamos dudas a la hora de escoger nuestro edredón te traemos una guía con los mejores consejos.

Edredon cama 180: ¿cómo saber qué tamaño escoger?

Para conseguir un sueño reparador, es importante elegir bien todos los elementos de la cama: desde la ropa de cama, pasando por el colchón, hasta el edredón. Podríamos decir que los edredones son los elementos más importantes de la cama, pero elegir el tamaño adecuado es complicado.

Para un óptimo confort, el tamaño del edredón es crucial. Un modelo demasiado pequeño, no nos garantizará calor, mientras que uno muy grande, quedará muy holgado por los laterales de la cama. Por tanto, el edredón debe siempre adaptarse bien a la cama.

También a la hora de elegir el edredón hay que tener en cuenta otros factores: si dormimos solos, o en pareja, e incluso si tendemos a movernos demasiado por la noche. La regla general es siempre elegir un tamaño un poco superior al del colchón, generalmente de unos 20 a 30 cm más por ambos lados.

Para las camas de 180 cm se recomienda elegir nórdicos de unos 260 cm. En países como Reino Unido, donde no meten por debajo de la cama el nórdico, la medida más habitual es de 260×220 cm, mientras que, en España, Portugal o Italia, la medida para camas de 180 cm suele ser de 260×240 cm.

cabecero blanco

¿Qué tipo de relleno elegir?

Para una cama de 180 tenemos bastantes opciones a la hora de escoger el relleno. Existen diferentes tipos de relleno: sintéticos y naturales.

  • Rellenos sintéticos. Los rellenos sintéticos están elaborados a partir de poliéster. Son opciones muy prácticas, con buena regulación térmica, y perfectos para soportar los días de invierno. Se trata de rellenos que cuentan con una buena retención del calor, y están recomendados para personas alérgicas. Para lavarlos, es muy sencillo, ya que se pueden introducir en la lavadora. Aunque siempre es recomendable leer bien la etiqueta del edredón.
  • Relleno natural. Este tipo de rellenos están fabricados a partir de plumón de oca, de pato, de seda natural, de fibras de bambú, o de lana. Uno de los grandes descubrimientos en los últimos años, ha sido la fibra de bambú, ya que no se obtiene de animales, y es muy ligero. Los rellenos naturales de fibra de bambú, además, absorben muy bien la humedad, mantienen el calor, y son antibacterianos.

Estos rellenos naturales cuentan con un efecto muy cálido, y suave. Mantienen muy bien el calor, son antitranspirantes, y permiten una regulación de la temperatura mientras dormimos. Sin embargo, estos rellenos requieren de un mantenimiento. Por lo general, se deben llevar a la tintorería para que no pierdan sus propiedades.