31 millones de socios

¡Bienvenido al club!

  • Nuevas ventas todos los días
  • Las mejores marcas hasta el -70%
  • Exclusivo para socios.

¿Ya estás registrado?

maceteros colgantes

Si te encanta vivir rodeada de verde pero no quieres robar espacio a tus espacios, ¡los maceteros colgantes son la solución! Decora los rincones más especiales de tu casa con plantas colgantes, interiores y exteriores, con estas ideas.

Más verde en menos espacio

Incluir plantas de interior o exterior en nuestra casa es más que una tendencia. Cuando la situación pide a gritos rodearnos de naturaleza, el verde puede salvarnos de emociones negativas y subir la decoración a otro nivel. Pero lo cierto es que no siempre se pueden añadir plantas en el suelo o las estanterías, porque el almacenaje y los metros cuadrados son bienes escasos. La mejor alternativa es sumar plantas en maceteros colgantes, distribuidos en puntos estratégicos de las distintas estancias, interiores y exteriores, claro.

Maceteros colgantes de moda

  1. Maceteros colgantes de macramé: el macramé es una técnica de tejido que ha vuelto con fuerza a la decoración moderna. Es ideal para ambientes de estilo bohemio y con ella se realizan maceteros colgantes llenos de encanto y versatilidad. Acompañado de madera, mimbre y demás fibras naturales, el macramé da un aire boho a cualquier rincón.
  2. Un jardín vertical: en la cocina, por ejemplo, este tipo de maceteros colgantes quedan espectaculares. Usa un tablero metálico como soporte para diferentes macetas con colgadores y planta especies aromáticas, medicinales o culinarias.
  3. Maceteros colgantes de mimbre: las fibras vegetales en general son materias perfectas para crear maceteros colgantes frescos y atemporales. Los maceteros tipo cesto crearán ambientes acogedores.
  4. Maceteros colgantes de cuerda: de cáñamo u otros materiales, los maceteros para colgar realizados con cuerdas resultan sutiles, no ocupan visualmente y dejan al descubierto la maceta. Así que si se desea lucir un macetero especial, esta es la opción más recomendable, ya que prácticamente no lo tapa.
  5. Estantes flotantes: otro modo de lucir tus macetas preferidas son los estantes sujetos por cuerdas que se cuelgan del techo. Una base de madera clara y unas cuerdas en un vistoso tono serán el combo perfecto para lucir tus macetas en suspensión. Sin robar espacio a otras superficies.
  6. Jardineras de pared: para terrazas pequeñas es siempre más adecuado apostar por jardines verticales. Las jardineras que se pueden colgar de la pared son elementos muy decorativos, que se instalan fácilmente y decoran un muro de forma natural.
  7. De cerámica, sujetas por cuerdas: los típicos maceteros de cerámica, lisos o decorados, que incluyen orificios donde se pasa una cuerda para tenerlos colgados. Una mezcla entre tradición y modernidad.
  8. Maceteros colgantes metálicos: soportan bien el peso y dan un aire entre nórdico e industrial a los espacios.

Maceteros colgantes In& Out

Los maceteros colgantes son aptos tanto para interiores como exteriores. Solo deberás tener en cuenta tres consejos para colgar tus plantas con total seguridad y éxito decorativo:

  1. Ten siempre en cuenta el peso que deberá soportar tu macetero colgante. Y piensa que al regar la planta, el peso aumenta.
  2. Un macetero colgante puede instalarse en la pared o en el techo. Sea como sea, las plantas deberán quedar bien sujetas.
  3. Evita las zonas de la casa con mucho tránsito para colgar tus maceteros, ya que puede resultar incómodo toparse con una pieza así. Mejor en rincones con luz natural en los que no vayas a pasar habitualmente.
  • En el salón: en el corner entre el sofá y la ventana en un buen sitio donde colocar tu macetero colgante. Un poto o Philodendron necesitan poco riego y luz indirecta.
  • En la cocina: en el rincón del office o al lado de la ventana, sin entorpecer la visión de las superficies de trabajo. Aquí quedan perfectas las aromáticas.
  • En el estudio: cerca de tu mesa de trabajo, pero en una esquina, sin obstaculizar el campo de visión despejado que precisa un área así. Una cinta u ortiga de terciopelo son plantas ideales para este tipo de habitaciones.
  • En el dormitorio: ¿quién dijo que las plantas no son para los dormitorios. Decora los lados de tu cama. Sobre las mesillas de noche, con maceteros colgantes en los que plantar una bonita monstera.
  • En el baño: Apuesta por plantas de interior resistentes como el helecho, el collar de delfines o la hiedra, que necesitan ambientes frescos y húmedos, y ¡cuélgalas!
  • En la terraza: ¡como no! Decorar tu exterior con maceteros colgantes es un clásico, que no te robará ni un centímetro del suelo de tu patio.

Fórmulas para colocar tus maceteros colgantes

Solos o acompañados, depende del espacio. Si deseas dar un aspecto de jungla frondosa a un rincón de casa, juega con diferentes niveles de maceteros colgantes. Colócalos a distintas alturas, creando dinamismo y rellenando los huecos en blanco con el verde.

Si se trata de una estancia pequeña, cuelga solo un macetero mediano-grande, que cobre todo el protagonismo.