marcos de fotos

En todas las casas siempre hay algún marco de fotos. Y es que decorar la casa con instantáneas familiares, es algo que siempre hemos hecho desde generaciones. De hecho, aunque hayamos eliminado muchos marcos de fotos; lo cierto es que nunca han dejado de abandonar por completo nuestras casas. Por mucho que tengamos el móvil lleno de instantáneas, lo cierto es que siempre terminamos comprando algún marco de fotos. Ya sea un marco de fotos para el salón, el dormitorio, o incluso el pasillo. A veces nos apetece incluir algún marco de fotos en alguna zona de la casa para recordar algunos de nuestros viajes, o momentos más entrañables. Entre los tipos de marcos de fotos que podemos encontrar, podemos decir que existen muchos: desde marcos de fotos en dorado, en colores pastel, multifotos o con profundidad. Estos últimos marcos de fotos se han puesto de moda en los últimos años. Se trata de un marco de fotos muy original, moderno, y que es perfecto para añadir en cualquier mesa de centro o auxiliar. Descubre todo sobre estos marcos con profundidad, y elige tu opción favorita.

Marcos con profundidad y mucho peso estilístico

Los marcos con profundidad son un tipo de elemento decorativo más original. Se trata de un marco de fotos más estético, y perfecto para dar un plus de sofisticación a cualquier mesa. Eso sí, hay que tener claro que este tipo de marcos de fotos cuentan con un gran volumen, y, por tanto, un gran peso en el ambiente. Por eso, es importante no sobrecargar los rincones donde vayas a añadir estos marcos para que quede un espacio en equilibrio.

marcos

Cómo elegir el marco de fotos perfecto

Elegir el marco de fotos perfecto no siempre es tarea fácil. Estas son algunas cuestiones que hay que tener en cuenta:

  • Tamaño. Para elegir el tamaño correcto, debemos escoger bien las medidas del interior del marco de fotos. En la mayoría de marcos de fotos que encontrarás en Westwing, están disponibles los tamaños estándares de fotografía y una amplia variedad de láminas para que puedas decorar estos accesorios.
  • Color. El color del marco debe armonizar con el color del lienzo. Un acierto de diez es apostar por el negro o blanco y la madera, ya que combina con todo. Si por ejemplo en la imagen predominan colores apagados o en blanco y negro, podemos optar por un marco más divertido que ayude a resaltara la fotografía. Si por el contrario apostamos por una foto más llamativa, podemos hacer el efecto contrario.
  • Ubicación. Esto también va a ser un gran condicionante a la hora de elegir el marco de fotos. Para el salón, por ejemplo, podemos optar por unas láminas con motivos geométricos, en el dormitorio por unos paisajes más relajantes, y en el recibidor añadir algunas fotos de nuestros últimos viajes.
  • Materiales. Los materiales que más se suelen utilizar en marcos de fotos son los de madera y aluminio. Se trata de materiales que sientan bien con casi cualquier estilo decorativo. Además, tanto la madera como el aluminio son materiales muy resistentes y versátiles.