Cómo hacer un cabecero con tapizado capitoné

 Si te gustan los cabeceros con tapizado capitoné y terciopelo que ves en Instagram tanto como a nosotros, entonces es hora de que hagas el tuyo en casa. Te enseñamos cómo conseguir la pieza de moda para tu dormitorio. No solo conseguirás un resultado elegante y personalizado, también te ahorrarás bastante dinero.

Info para hacer tu cabecero capitoné

Materiales para hacer tu cabecero capitoné:

¿Tienes un cabecero antiguo? ¡Perfecto! Si no es tu caso, necesitas:

  • 4 varas de madera con aristas de 4 cm
  • 1-2 láminas de madera con el ancho de la cama y la altura que desees

Para el relleno y la decoración:

  • Guata
  • 2 capas de gomaespuma (con las mismas medidas que el cabecero)
  • Tela (del mismo tamaño que el cabecero + 20 cm extra a cada lado y un poco más para los botones)
  • Taladro
  • Pegamento para madera
  • Pistola de grapas (las pistolas eléctricas facilitan el trabajo)
  • Tijeras
  • Una aguja larga e hilo
  • Set de botones para tapizar (30-50 unidades)
  • Papel de lija
  • Clavos
  • Martillo
  • Un rollo de papel blanco (para dibujar el diseño)
Cómo hacer tu propio cabecero capitoné

Tu cabecero capitoné paso a paso:

La base:

  1. Une las láminas de madera con grapas
  2. Pega las varas en el reverso de las láminas de madera
  3. Consejo: refuerza las varas con clavos para conseguir un resultado más robusto

El diseño:

  1. Corta el papel con el mismo tamaño que el cabecero y pégalo
  2. Dibuja el diseño con forma de pentágono en el papel
  3. Haz agujeros con el taladro

El relleno:

  1. Grapa las dos capas de espuma al cabecero
  2. Coloca el cabecero en vertical para trabajar mejor
  3. Pasa la aguja por la parte de atrás del cabecero
  4. Marca los puntos en la espuma con un rotulador
  5. Y corta un poco de espuma
  6. Cubre con la guata
  7. Y grápala por detrás

Los botones:

  1. Tapiza los botones siguiendo las instrucciones del fabricante

El tapizado:

  1. Cubre con la tela
  2. Enhebra los botones
  3. Y cóselos
  4. Es importante que hagas presión para conseguir un capitoné más definido
  5. Grapa el hilo en la parte posterior
  6. Y por último el resto de la tela

¡Tachán! Ya tienes un cabecero de película.

Desde Westwing te deseamos ¡dulces sueños!

Créditos: Westwing Home&Living

Gema Blanco