Guirnalda de papel DIY

Las fiestas son el momento perfecto para celebrar, pasárnoslo bien y por supuesto, para decorar. ¿Una forma infalible para sorprender? Una guirnalda de papel. Las guirnaldas de papel son muy fáciles de hacer y llenarán tus paredes de color y ambiente fiestero. 

Guirnalda de papel DIY materiales
Guirnalda de papel paso 1

Dobla el papel en horizontal por la mitad y dos veces en vertical hasta conseguir un rectángulo. De esta forma es más fácil trabajar ya que las hojas de papel de seda suelen ser bastante grandes.

 

Guirnalda de papel paso 2

Corta los flecos por la parte abierta sin llegar hasta arriba del todo, deja 2-3 dedos de margen.

 

Guirnalda de papel paso 3

Una vez hayas cortado todos los flecos, despliega el papel y córtalo por la mitad.

 

Guirnalda de papel paso 4

Coge una de las mitades y ábrela de forma que los flecos queden a los lados.

 

Guirnalda de papel paso 5

Empieza a enrollar con cuidado para evitar que los flecos se enganchen.

Guirnalda de papel paso 6

Ahora enrosca la parte del centro y enróllala sobre sí misma.

Guirnalda de papel paso 7

Haz una anilla, fíjala con pegamento y deja que seque. Ya tienes la primera borla para esta guirnalda, haz tantas como quieras.

Guirnalda de papel paso 8

Una vez tengas hechas las borlas, pasa el hilo por las anillas, colócalas bien y ¡listo! Una decoración perfecta para presumir de fiesta.

Guirnalda DIY terminado
Guirnalda de papel pared

Cualquier momento es perfecto para utilizar esta tendencia que llega de Estado Unidos, donde las guirnaldas de papel de colores son imprescindibles en cualquier celebración. En el cumpleaños de tus hijos, en una fiesta de verano o como broche para decorar el candy bar más dulce. Combina los colores, consigue un ambiente único y ¡qué empiece la fiesta!

Guirnalda de papel flores

Créditos: Westwing Home&Living

Gema Blanco

Offline