"Nací pintor"

Con un estilo introspectivo y muy personal, el pintor Duván López Yepes refleja en cada obra su asombro permanente ante la vida. Su trayectoria artística da cuenta de su especial preocupación por el ser humano y el enigma que lo envuelve, fraguando creaciones fascinantes en la que se erige como protagonista.

Duván1

¿Cuándo comienza tu carrera como artista?

Mis primeros dibujos datan de cuando tenía  cuatro años. Nací pintor. A los 6 años ya hablaba sobre mi futuro como artista e inicié mis primeras exposiciones a los 20 años.

¿Cuáles son tus principales fuentes de inspiración?

El asombro permanente frente a la vida y la magnificencia de la naturaleza, además del misterio profundo que para mí significa ser humano. Creo que el núcleo de mi labor está anclado en la incógnita que cada ser lleva consigo y en la búsqueda de su representación. Considero que la pintura hace gráfica la evolución del espíritu del hombre.

Duván2

Entre los pintores, clásicos y contemporáneos, ¿tienes algún referente?

Soy un pintor de este siglo, conocedor de la historia del Arte y de los artistas. Me nutro de todo y de todos. Podríamos decir que estoy parado sobre las espaldas de los Gigantes, y esto me permite otear mucho más allá que si sólo estuviera parado sobre mis dos pies

¿Cómo describirías tu obra?

Mi obra es producto de toda una vida de reflexión e introspección. Yo no tuve formación académica y, por ende, todo es el resultado del esfuerzo por lograr la gran pintura. Esta labor me ha permitido vivir la libertad del que no sabe pero quiere aprender de sí mismo.

Duván3

¿Qué crees que aporta al consumidor?

Mi obra es una ventana donde cada uno ve sus dioses y demonios. Considero el cuadro como un campo energético que conecta con el observador, aportándole un espacio para la reflexión y el disfrute  de su tiempo. Como decía Adorno, “El arte es un generador de conciencia.”

Háblame de la Silla por la Paz. ¿Qué simboliza?, ¿realmente crees que la paz es una entelequia?

La Silla por La Paz  es el encuentro de un objeto artístico que trasciende el marco cultural, pues igual que la magia produce asombro a todos sin que medie la formación o información artística de quien la observa,  con ella destruyo el concepto tridimensional del volumen y la perspectiva renacentista. En cuanto a su mensaje: jamás nos cuentan la verdad, razón por la cual siempre estamos engañados

En tus creaciones también abunda la figura de Don Quijote, ¿qué significa para ti este héroe literario?

Todos llevamos un Quijote con nosotros, es el niño que obligaron a crecer.

Duván4

¿Tienes algún cuadro preferido?

He logrado algunas obras maestras, pero eso lo definirá la Historia. Y, en cuanto a los otros pintores, tengo un Museo imaginario que nunca podré comprar (afortunadamente existen las reproducciones).

En el plano artístico, ¿cuál crees que es tu mayor virtud?

El tesón y el orgullo por el trabajo bien hecho.

Actualmente, ¿estás trabajando en algún proyecto nuevo?

Hace cuatro años que cree el MAQUÍ (Museo de Arte de Armenia y el Quindío) en Colombia, donde trabajo con un grupo de entusiastas llevando Arte Nacional  e Información Académica. También trabajo en  Concientizarte, un proyecto que pretende reforestar la sierra de Santa Marta (Colombia) con un millón de árboles. Y, por supuesto, continúo preparando exhibiciones para NY,  Cassagnes y Valence en Francia, Colombia y Cataluña en el 2015 y 2016

Carla Hernandez