Una casa en las playas de Sylt

Cuando en el año 2012 Simone y Thorsten Schröder decidieron mudarse hasta una casita en la isla alemana de Sylt, en el Mar del Norte, no sabían que esta experiencia iba a marcar tanto sus vidas. Comenzaron viviendo en un dúplex alquilado desde el que podían ver su actual vivienda: una casa fantástica con una ubicación impecable y unas vistas maravillosas. Los Schröder consiguieron hacerse con este  espléndido espacio desde el que ahora pueden disfrutar de sus soñadas puestas de sol. Westwing Magazine ha recorrido con ellos esta casa situada en las bonitas playas de Sylt.

Westwing-Sylt-Collage-intro

Un sueño hecho realidad en Sylt

Hacerse con la casa de sus sueños no fue fácil. La parte occidental de la vivienda acababa de ser vendida, así que en principio, la familia solo pudo comprar una de las partes de la casa.

Westwing-sylt-playa-1

Pero en 2013 sucedió algo inesperado: los Schröeder recibieron una llamada en la que les informaban de que la parte occidental de la casa estaba disponible. Así que no lo dudaron.

Westwing-sylt-playa-salon1
Westwing-sylt-playa-comedor

“Todavía no nos lo podemos creer” nos cuenta Simone mientras mira alrededor de su salón.  Como suele ser habitual en las viviendas en Sylt, el salón y el comedor están en la planta baja y son un espacio abierto y muy despejado. El suelo es de piedra de arenisca y la luz entra en la habitación a través de unos cómodos paneles.

Westwing-sylt-playa-estufa

En esta zona destaca una estufa antigua construida en 1857 hecha en cerámica de color verde claro y que en el centro de la misma contiene la imagen de un ángel de la guarda. Simone ya había visto esta joya a través de las ventanas antes de comprar la casa. “Me volvió loca, ya solo por esta magnífica pieza, valía la pena comprar la casa” bromea. En conjunto la casa es alegre y luminosa.

Westwing-sylt-playa-bano-invitados
Westwing-Sylt-playa-detalle-jade

Detalles en jade y arena

En el baño de invitados, en el piso de arriba, nos topamos con originales artículos como son un trofeo en cerámica colgado en la pared y otros accesorios para el baño en colores muy propios de la isla de Sylt: suaves tonos arena y también verde jade.

Westwing-sylt-playa-detalle-ventana

Todos los materiales son refinados y naturales, al igual que el suelo de roble blanqueado en el sótano y el primer piso. Las puertas y ventanas son, por supuesto, en blanco y en las ventanas podemos ver los clásicos cierres típicos en la isla. Estos se han mantenido en su color mate dorado original.
Una de las cosas más apreciadas en esta casa es la hermosa iluminación con la que cuenta.

Westwing-sylt-playa-familia-dentro
Westwing-sylt-playa-cama-azul

Leales huéspedes en la casa

En esta casa viven además cuatro nobles huéspedes: se trata de los cuatro perros de la pareja. Simone nos explica: “Lasse y Herr Lehmann duermen arriba conmigo y mi marido duerme en el sótano con Lotte y Louis”. En este espacio hay también un vestidor, un amplio baño con un plato de ducha y una sauna.

Westwing-Sylt-playa-plexiglas

En el piso de arriba nos encontramos con otro vestidor, el baño de invitados y un amplio dormitorio con otro baño incorporado. En el espacio que separa las habitaciones nos llama la atención una original caja hecha en plexiglás en la que vemos expuestas algunas pulseras de tela trenzada en tonos marrones y azulados.

Westwing-sylt-playa-arriba-espacio
Westwing-sylt-playa-cama-cojines

Además en la parte de arriba encontramos un pequeño estudio y un espacio bastante amplio para los huéspedes. “Los arquitectos y carpinteros de Sylt son verdaderos artistas a la hora de aprovechar el espacio” nos explica Thorsten. Casi todas las habitaciones están equipadas con armarios empotrados blancos y la cocina es también un pequeño milagro lleno de espacios de almacenamiento.

Westwing-sylt-playa-letras-aparador

“Me encanta el armario japonés de boda en ese color verde jade que puedes encontrar en un montón de sitios de la casa” dice Simone. Este tono lo hallamos en paredes o en el techo y nos sirve como hilo conductor de nuestra visita a la casa.

Westwing-sylt-playa-pulsera
Westwing-sylt-playa-2

La proximidad a Dinamarca también les inspiró a los Schröder a colocar unas lámparas de Louis Poulsen AJ de Arne Jacobsen, por supuesto, también en tono azulado verdoso. “Todavía no nos creemos que estemos en este maravilloso lugar a un paso de la playa, en esta esta preciosa isla donde podemos viajar sin equipaje, solo con nuestros cuatro perros…” reflexiona Simone al tiempo que nos despedimos de esta fantástica isla de Sylt.

Westwing-sylt-playa-familia-fuera

Créditos: Westwing Home&Living

Iciar Iglesias