Hábitos saludables para superar una semana estresante en el trabajo

¿Quién no ha tenido una semana estresante en el trabajo? Al volver de vacaciones o cuando hay que terminar un proyecto… en esos momentos andamos con la lengua fuera, trastocamos los horarios, acabamos agotados y sin tiempo para nada, ¿te suena? Lo mejor en esos casos es adoptar hábitos saludables que nos ayuden a superar la semana y llegar al viernes con buena cara.

1. Hidrátate (con sabor)

Estar bien hidratado es vital para mantener la concentración, ser productivos y sentirnos bien y menos cansados. El mejor refresco es sin duda el agua mineral, por lo que es conveniente tener siempre un vaso de agua a mano y no esperar a que nos entre la sed. Además, siempre puedes añadir unas rodajitas de pepino, fresa o limón para darle sabor y un aporte extra de vitaminas.

2. Levántate (al menos cada 45 minutos)

Muchos de nosotros trabajamos sentados y la mala noticia es, que estar sentados más de 6 horas al día es perjudicial para el cuerpo y, además, aumenta la sensación de fatiga. Por eso, levántate de la silla cada 45 minutos, cualquier excusa es buena, como ir a rellenar el vaso con agua o preguntarle algo a un compañero.

3. Picotea de forma sana

Nada de matar el gusanillo con chocolatinas o dulces (al menos no siempre), es mejor que los sustituyas por una pieza de fruta o un puñadito de frutos secos para mantener el nivel de azúcar constante y el cerebro activo.

Tip: coloca tu snack lejos del escritorio, de esta forma estarás obligado a levantarte de la silla y comerás menos que si lo hicieras distraído frente al ordenador.

4. Utiliza las escaleras

Resiste la tentación de subir y bajar en ascensor y, siempre que puedas, opta por las escaleras, así: a) haces algo de ejercicio b) no pierdes tiempo esperando al ascensor c) evitas encontrarte con tu jefe.

5. Sal a pasear

Aprovecha la pausa de la comida para dar un paseo, tomar aire fresco y con suerte, algo de sol. Después de un paseo corto volverás con la cabeza despejada y con más energías para trabajar, también puedes preguntar a tus compañeros, seguro que alguno se acaba apuntando.

10 consejos para superar una semana de trabajo estresante

6. Come con calma

Aunque estés hasta el cuello de trabajo, no renuncies a una pausa para comer. Llévate la comida de casa, así no tienes que esperar como lo harías en un restaurante y de paso, cuidas el bolsillo. Busca recetas saludables y llenas de color para dar alegría a tus platos, verás como pronto estarás deseando que llegue el momento de preparar la fiambrera.

7. Haz estiramientos

Las manos, las piernas o el cuello sufren especialmente cuando tenemos un día ajetreado y estamos en tensión. Por eso es importante que reserves unos minutos al día para hacer estiramientos y relajar los músculos. Te sentará de maravilla y mejorarás la circulación sanguínea y tu estado de ánimo.

8. Relaja la vista cada 20 minutos

Es muy importante y muchas veces no lo hacemos. Relajar la vista cada 20 minutos evita que suframos dolor de cabeza y que acabemos agotados después de un largo día delante del ordenador. Basta con que dirijas la vista unos momentos a la ventana o a algún punto lejano de la habitación, descansarás los ojos y también la mente.

9. Desayuna

Empieza el día con energía y el estómago contento. Un zumo de naranja recién exprimido, unas tostadas con aceite y tomate o un tazón de frutas, muesli y yogurt será motivo suficiente para salir de la cama a comerse el mundo.

10. Haz una pausa para el té

Por último, minimiza el consumo de cafeína y no abuses del café. Aunque no te lo creas, te sentirás más energético y menos cansado cuando disminuya el nivel de cafeína en sangre. El té es un sustituto magnífico y además tienes una gran variedad de sabores y tipos para escoger.

Sigue estos consejos y verás como al final del día te sentirás más ligero y relajado.

Créditos: Westwing Home&Living

Gema Blanco