¡Nos vamos a vivir juntos!

Vivir juntos es una forma de dar un paso más en vuestro compromiso y fortalecer la relación. A veces, sin embargo, el mayor desafío es construir un nuevo nido y sobre todo ponerse de acuerdo en la decoración, los muebles, el estilo, etc. Para facilitaros la tarea, hemos recopilado 8 consejos clave para empezar con buen pie esta nueva aventura que es la convivencia.

Guía para vivir en pareja

1. El poder de las palabras

Una buena comunicación es la clave y el motor para el éxito de una pareja. Por eso es importante que seáis honestos el uno con el otro acerca de vuestras expectativas, gustos y preferencias. Hablar las cosas desde el principio será beneficioso para evitar malentendidos en el futuro.

2. Ligeros de equipaje

El objetivo es fusionar dos hogares. Con el fin de lograrlo, es muy recomendable hacer una lista de lo que tenéis cada uno. Una mudanza puede ser muy estresante por lo que una buena preparación será vital. Lo mejor es que cada uno haga inventario y se deshaga de las cosas que no vaya a usar o estén en mal estado. 

3. Menos es más

En relación con el punto anterior es importante alcanzar un consenso. Si ya tienes una cama, una mesa del comedor, un sofá y tu pareja también, tendréis que decidir con cuál os quedáis. Si os ponéis de acuerdo de inmediato, ¡perfecto! Pero si es imposible tomar una decisión, apostar por las piezas más grandes, de mejor calidad o con mejor diseño.

4. Objetos valiosos

A veces es muy difícil o imposible deshacerse de objetos con un gran valor sentimental y memorias asociadas. En este caso lo importante es que se funda bien con el resto de la decoración. No te empeñes en colocarlo en una habitación si ves que desentona, tómate algo más de tiempo, seguro que queda de maravilla en un lugar de la casa en el que no habías pensado al principio.

5. Peace & Love

Es importante que los dos miembros de una pareja estén dispuestos a ceder. Si vuestros gustos son radicalmente opuestos, ¡no pasa nada! Buscad un punto intermedio y cread un estilo propio que se adapte a los dos. Podéis inspiraros en algún viaje que os haya gustado especialmente o en vuestra serie o película preferida.

6. Unos buenos cimientos

Azul, blanco, amarillo… los colores son perfectos para unificar muebles y estilos distintos. Escoged 4-5 colores y utilizarlos en las paredes, los textiles y el resto de complementos. Una vez tengáis una paleta de colores adecuada, el resto será más sencillo.

7. En equilibrio

La casa es para los dos y es importante que ambos os sintáis a gusto en casa y no como meros invitados. Además muchas veces basta con renovar los muebles que ya tenemos, como pintarlos en otro color o darles un nuevo uso. En nuestra revista dispones de una gran cantidad de inspiración y proyectos DIY perfectos para casa.

8. Poquito a poco

Por último recordad que las cosas llevan tiempo. Puede que la casa no esté perfecta al poco de mudaros pero no desesperéis. La decoración siempre se puede cambiar y los gustos evolucionan con el tiempo. Lo más importante es que disfrutéis de vuestra nueva casa y de la compañía.

Guía para vivir en pareja

Créditos: Westwing Home&Living

Gema Blanco

Offline