A la milanesa

Milán. Historia, moda, diseño y lifestyle: una mezcla de emociones vibrantes que reflejan a la perfección el espíritu de la ciudad. Seguimos a la Directora de Estilo de Westwing Italia, Margot Zanni, a lo largo de un día en la ciudad y creamos con ella una guía con las paradas obligatorias. Déjate llevar por un viaje de estilo gracias a este mapa con el que conocer el lado más estiloso de Milán.

City Tour Milán 1

STRAF hotel&bar

“¿Los mejores buenos días que pueda imaginar? Mi café macchiato en el STRAF, un bar con ventanales a la misma calle en la que se encuentra el hotel del mismo nombre. Aquí puedes empezar el día canalizando la energía de Milán: bulliciosa, creativa y siempre en movimiento”.

Situado a tan solo unos pasos del Duomo, el STRAF luce como una auténtica joya del diseño capaz de integrarse en el contexto urbano en el que está. El secreto de su incomparable atmósfera es el uso particular que se le ha dado a los materiales que lo componen. Caracterizados por su pigmentación natural, fueron escogidos por el efecto final que confería la luz cuando se refleja en su superficie.

Piezas recuperadas como la lámpara de araña verde manzana de plexiglás de los años 70, paneles de fibra de vidrio con lentes ópticas, taburetes vintage y un sofá de cuero marrón. Cada uno de los elementos combina con los demás en una decoración creada especialmente para el lugar. “Es el momento clave para relajarse, en el que la cotidianidad parece confundirse con el futuro. Las emociones y el arte dulcifican el café amargo que tanto adoro”.

City Tour Milán 5
Margot Zanni, la Directora de Estilo de Westwing Italia, posa frente a il Duomo.

Viaje de estilo: il Duomo

Dejando atrás su diseño y aroma y dirigiéndote hacia la entrada del STRAF te trasladas al mismísimo corazón de la ciudad de Milán: il Duomo. Aquí se vive al ritmo frenético de lo urbano, a la sombra de las torres llenas de historia y encanto de la catedral y con la estatua Madonnina como cúspide. “Saludar al Duomo en la fresca mañana es un verdadero ritual para mí. Es como reencontrarse, al despertar, con el rostro tranquilizador de tus seres queridos”.

¿Dónde me dirijo tras mi despertar metropolitano? ¡De compras!

De compras por Milán

No se concibe un día auténtico en Milán sin practicar el deporte nacional: el shopping. Conocida en todo el mundo por sus tiendas y boutiques, Milán es considerada la capital italiana de la moda.

Nos alejamos un poco del Duomo para entrar en la galería Vittorio Emanuele, situada a la derecha de la catedral, para  empezar con la búsqueda de la verdadera belleza. ¿La contraseña? Prada. “Milán se caracteriza por una explosiva mezcla entre el culto a la belleza y al arte, y la moda es la suma perfecta. Para mí, ir de compras va más allá de un simple acto de vanidad. Es un modo de visualizar la percepción física y material de la estética de nuestro tiempo, algo que inspira tendencias ya establecidas al mismo tiempo que descubre de nuevas. Y… por qué no, también crear nuevas tendencias a través de mis propias elecciones”.

Margot Zanni paseando por la vía Montenapoleone.

Paso a paso, el telón se levanta y nos muestra uno de los iconos de la ciudad de Milán: la calle Montenapoleone. Gucci, Louis Vuitton y Valentino, entre otros. Un juego de luces y brillos se abre verticalmente frente a Margot, que va acompañada únicamente por sus miles de inspiraciones y el reflejo de su propia imagen en los escaparates de las marcas más famosas del mundo.

El Caffè Verdi y el Teatro alla Scala

“¿La magia de Milán? La habilidad para combinar dimensiones y contextos paralelos haciéndolos encajar a la perfección. Tras la emocionante experiencia de ir de compras, nada mejor que un descanso para coger fuerzas y sumergirnos en la historia de Milán. La próxima parada es el Caffè Verdi. ¿Vienes conmigo?”

Ir al Caffè Verdi es como hacer un viaje en el tiempo. Es un local histórico de la ciudad, en el que puedes disfrutar del mejor cappuccino o de tú cóctel favorito mientras hojeas libros antiguos e ilustraciones vintage originales. Es un auténtico café literario, donde fans, o simplemente curiosos, pueden buscar y comprar libros originales publicados a partir de 1900 o ilustraciones de artistas como Salvador Dalí o Giorgio de Chirico. Para los más fashionistas también hay sombreros vintage de la década de los 60 y 70.

“El Caffè Verdi se ha convertido con el tiempo en un sitio de visita obligada antes de ir a ver un espectáculo al Teatro della Scala, que retiene ese estatus de símbolo mientras deja a los curiosos respirar su atmosfera cool“.

La fundación Prada

Milán requiere ser descubierta también por uno de sus tesoros: el diseño. Los sitios cambian, pero la filosofía permanece intacta. Siguiente parada: la fundación Prada. Situada al sur de la ciudad, abrió sus puertas en este nuevo emplazamiento el 9 de mayo del 2015. El proyecto arquitectónico, dirigido por Rem Koolhass del estudio Oma, amplía los tipos de espacios en los que el arte puede exponerse y ser compartido en público.

La fundación Prada nació en 1993 como un lugar de análisis del presente a partir de exhibiciones de arte contemporáneo, proyectos arquitectónicos, cine y filosofía. Uno de los rasgos a destacar de su nueva estructura es que uno de los complejos de edificios está completamente recubierto de pan de oro.

“La fundación Prada es una parada cultural obligatoria a lo largo de nuestro tour por Milán. Es un sitio increíble en el que afrontar distintos lenguajes artísticos y sumergirte totalmente en la ebullición creativa de la capital europea del arte y diseño. ¿La guinda del pastel? Sorber con estilo uno de los zumos del Bar Luce”.

City Tour Milán 18
Bar Luce, diseñado por el director y actor americano Wes Anderson.

Diseñado por el director y actor americano Wes Anderson, quien ha dirigido, entre otras películas, el Gran Hotel Budapest, el Bar Luce recrea la atmósfera de una antigua cafetería milanesa. La decoración del techo y las paredes reproducen en miniatura uno de los símbolos de la ciudad: la mismísima Galeria Vittorio Emanuele. Los acabados del interior son de formica, los asientos y el suelo de la terraza, un auténtico tributo al cine italiano de los 50-70. “El Bar Luce podría ser el lugar perfecto para escribir el guión de una película… Y es que aquí un café tiene el sabor de la Dolce Vita. ¡No te lo pierdas!

Brunch en Milán

“Un día ajetreado precisa de una comida a la altura de las circunstancias. Para permanecer en el espíritu milanés, me concedo un brunch en uno de los rincones de ensueño de la ciudad. Al Fresco es un lugar de encuentro con la cocina de altacalidad. Para mí es un jardín secreto escondido en medio de la ciudad, en el que dejarse seducir por sus típicos sabores y aromas”.

Con imagen de invernadero, la atmósfera de bistró italiano y el encanto de un atelier , Al Fresco está situado en el distrito de Tortona, lugar de acogida de numerosos eventos relacionados con el Fuori Salone del Mobile. Un precioso jardín iluminado por una increíble luz natural es el telón de fondo de platos italianos tradicionales y mix de fusiones. “Es el sitio ideal para desconectar, aunque solo sea durante un rato, del ajetreo de la ciudad”.

Nonostante Marras

“Después de disfrutar de un sitio tan especial, la vuelta a la realidad también ha de ser de ensueño y llena de emoción. El siguiente paso solo puede ser uno: Nonostante Marras”

Además de los accesorios y la ropa de Antonio Marras, la nueva concept store del estilista procedente de Alghero (Sassari) también ofrece una increíble selección de libros. El ambiente respeta la idea una sala de estar íntima y personal en constante actualización.

City Tour Milán 27
Margot Znni leyendo un libro en el jardín de Nonostante Marras.

“La filosofía de la concept store te da la bienvenida. Aquí también puedes ir de compras: encontrarás desde ropa a fantásticos bolsos hasta las joyas filigrana elaboradas en la Cerdeña, de acuerdo con la tradición del lugar. Además me uno al placer de leer un buen libro dentro del precioso jardín que saluda a los visitantes bajo la sombra de un gazebo”.

Un oasis de paz, colocado estratégicamente lejos del distrito de la moda y del centro con la intención de preservar el encanto del lugar, transforma el ir de compras en una experiencia multisensorial que quedará por siempre en nuestra memoria.

El tesoro de Milán

“Una ciudad como Milán requiere ser redescubierta día a día. Uno de mis sitios favoritos en los que refugiarme, evitando ser absorbida por el frenesí metropolitano, es el barrio de Brera”.

Margot Zanni en el barrio de Brera, Milán.

Margot Zanni en el barrio de Brera, Milán.

Aquí las primeras horas de la tarde son el mejor momento para apreciar las bellas vistas de la ciudad, que parecen haber escapado a las leyes del tiempo. A lo largo de sus estrechas calles, sus callejuelas de piedra y sus rincones, Brera acoge desde artistas callejeros a adivinos, así como tiendas y restaurantes. Una esquina de la ciudad, al anochecer, se convierte en fuente de romanticismo. “Es ideal para ser explorada un día entero para así dedicarse un tiempo a uno mismo”.

City Tour Milán 32
Interior de la tienda vintage Cavalli e Nastri.

Shopping en clave vintage

“Como en un sendero mágico, Brera te conduce a un tesoro que los amantes del vintage no pueden perderse: la tienda Cavalli e Nastri”. También presente en otros puntos de Milán, la boutique ofrece una selección de ropa vintage original y todo tipo de accesorios de entre 1920 y 1980.

“Las grandes tendencias como los estampados de frutas y colores, flores chic, jardines de encanto pop, neones y grafitis y, como no, las rayas navy deben llevarse.”

También puedes encontrar zapatos de todo tipo. Sandalias, bailarinas y décolleté se exponen como una tentación en la que vivir. Calzarlos, tocarlos e incluso oler el aroma de la piel. Es un viaje en el tiempo convertido en algo material”.

“Cavalli e Nastri es el caldo de cultivo perfecto para llevar a cabo mi pasión: el estilo mix & match. La oportunidad de probarse un vestido de Valentino de los noventa, un bolso y un par de sandalias que parecen joyas… Solo puedo conllevar un pequeño problema: convertirse en adicción.”

 

La buena comida

“En Milán, y en Italia en general, ir de compras rima con comida. Comprar comida de la mejor calidad en los ambientes más cool es una experiencia que no puedes dejar escapar. “Es lo que yo llamo la cultura de la comida bonita, es decir, buena comida. ¿Mi tienda favorita para comprar comida en Milán? ¡Eataly!”

Construido en el antiguo teatro histórico Smeraldo, Eataly es una concept store que apoya la democratización de la excelencia de la cocina italiana. El objetivo no es otro que hacer que la buena comida esté al alcance del mayor número de gente posible.

City Tour Milán 36
Margot Zanni, Directora de Estilo de Westwing Italia, en la concept store Eataly.

“Es un auténtico viaje a través de la excelencia italiana en términos culinarios. Lo que me gusta de Eataly es la carga  amistosa que se respira en la tienda y la presentación del producto”.

Eataly ha conservado la estructura original del Teatro Smeraldo. En el centro circular se encuentra el escenario original, completado con un piano, en el que cada noche tocan pequeñas bandas que entretienen a los visitantes a su paso por el local. En este contexto, las áreas de exhibición se alternan con las de producción, en las que la comida es procesada y preparada frente la mirada hambrienta de los clientes. Los restaurantes se dividen según conceptos, desde slow food hasta Alice, un restaurante con estrella Gourmet.

“Los tres principales conceptos del Eataly son comer, comprar y aprender. Subidos a la ola de la Expo 2015, la tienda también organiza clases de cocina o algunas simplemente informativas. La alta calidad del vino que tienen a la venta es otro de los puntos fuertes de Eataly. Y… ya sabes, el Happy Hour forma parte de la cultura milanesa”.

La Triennale di Milano

“Comprar y diseño: dos polos que se persiguen sin cesar el uno al otro en esta ciudad. ¿Mi recomendación para una inmersión absoluta en la marca Milán? La Triennale”.

Fundada con la intención de estimular la relación entre arte e industria, la Triennale de Milán está configurada como un espejo de la cultura artística y arquitectónica de la sociedad, así como una auténtica cazadora de tendencias y nuevos talentos. Acoge exhibiciones de viaje, conferencias y hasta festivales de cine.

“Coincidiendo con la Expo 2015, la Triennale de Milán empezó a albergar exhibiciones relacionadas con un tema: la comida. Y eso es lo que más me gusta de la institución, la imperante actualidad, la habilidad de aportar infinitas interpretaciones de lo que yo misma vivo aquí y ahora. Por encima de todos los eventos actuales, recomiendo la exhibición “Kitchens&Body Snatchers”, donde los alienígenas conspiran para mezclarse y vivir entre los humanos. De un modo similar, “Kitchens&Snatchers” nos explica la lenta e inexorable transformación de los utensilios de cocina en autómatas. Una experiencia divertida y a la par que fascinante”.

City Tour Milán 44
Restaurante la Terraza Triennale de Milán.

“Para aquellos que quieran disfrutar de buena comida inmersos en la magia del buen diseño, recomiendo el restaurante Terrazza Triennale. Un invernadero transparente en el Parque Sempione que ofrece unas vistas asombrosas del Castello Sforzesco así como el skyline de Milán”.

El chef Stefano Cerveni, ganador de una Estrella Michelin, ofrece magníficos clásicos de la tradición italiana con un giro moderno. “Es el sitio ideal para tomar algo en las alturas mientras, lentamente, se va poniendo el sol sobre un Milán que nunca duerme”.

Milán por la noche: el Grand Hotel et De Milán

La noche siempre es joven en Milán. Y para concederse una tarde de princesas, hay un sitio al que se debe ir: el Grand Hotel et De Milan. Sitio histórico de la ciudad, desde el 1863 acoge tendencias y grandes eventos en la capital italiana de la moda y del diseño, conservando todo el encanto de las casas antiguas de la ciudad.

“Una localización simplemente fantástica, perfecta para presumir de vestido blanco y negro de Bluemarine o uno negro largo diseñado por Tory Burch, inmerso en la mágica atmósfera de sus habitaciones. La suite Verdi, en la que predomina un fantástico estilo retro; la suite Puccini, brillante testigo de la arquitectura del siglo XIX; y la suite Giordano, una combinación de intimidad y elegancia que recrea la elegancia de los antiguos edificios de Milán. Aquí me dejo embriagar por el eco de hermosas danzas y galas del pasado. Porque… A una se le permite soñar, ¿no?”

City Tour Milán 46
Interior de la Suite Verdi del Grand Hotel et De Milán.

Para un final maravilloso puedes disfrutar de una cena en el hotel del restaurante. El Don Carlos rinde homenaje al maestro Giuseppe Verdi, que se quedó en el Grand Hotel et De Milan durante nada más y nada menos que veinte años. “Pinturas y escenas del museo de La Scala condimentan con la tradición de la cocina italiana. Normalmente abierto tras los shows de La Scala, en ocasión de las grandes representaciones, el restaurante Don Carlos ofrece un encantador exterior listo para disfrutar del atardecer durante las estaciones más cálidas. Y, como no, bien acompañado por miles de burbujitas de champagne”.

 

Milán por la noche: Hotel STRAF

El sol se refleja sobre las agujas del Duomo y deja paso a una tímida luna. Es entonces cuando el viaje a través del estilo de Margot toca a su fin justo y donde empezó. “No hay ninguna duda. La noche en Milán debe pasarse en el hotel STRAF. Sus habitaciones ofrecen un entorno cálido e íntimo. Los macro piezas decorativas crean un efecto hipnótico de dilatación del espacio realmente único. Y, entonces, miras por una de las ventanas y descubres las otras caras del Duomo y de la propia ciudad. La suave luz de las estrellas, el paisaje urbano coloreado por un romanticismo lleno de historia… Creerás estar dentro de una de esas bonitas bolas de cristal con una escena navideña solo para ti”.

Texto original: Margot Zanni, Directora de Estilo de Westwing Italia
Fotos: Francesco Romeo – Nico Lanubile
Traducción y adaptación: Anna Diaz

Anna Diaz