Navidades de alta montaña

Pasar las Navidades en una cabaña en las montañas es el sueño de muchos. En un entorno natural y rodeados de paisajes nevados, el interior de estas pequeñas casas transmite una sensación muy acogedora gracias a la madera de su estructura combinada con los colores neutros de su decoración y sus cálidos textiles. Descubrimos cómo se viven unas Navidades alpinas.

Navidad en las montañas - westwing magazine

Bienvenida navideña

shutterstock_150792311

Las cabañas de montaña nos reciben en estas fechas con coronas naturales que adornan la entrada principal como símbolo de la llegada de la Navidad. Estas coronas no son exclusivas del exterior, sino que también suelen decorar otras puertas de la casa o la pared de la chimenea. Lo más frecuente es que este tipo de coronas se hagan con ramas naturales de pino, abeto u otros arbustos, especialmente en este entorno, donde es muy fácil encontrarlas. Además de ser muy decorativas, ofrecen un aroma muy natural a la casa .

Naturalmente

Navidad en las montañas 1 - westwing magazine

Las Navidades rústicas no requieren de accesorios glamurosos ni sofisticados para crear ese ambiente festivo en casa. La naturaleza nos ofrece diversas maneras de emplear sus maravillas naturales en la decoración: el árbol, unas piñas, acebo, ramas naturales… Llama la atención cómo, con tan solo unos pocos detalles de madera, el árbol de Navidad cobra protagonismo.  Y es que cuanto más verde y natural se ve, mejor se integra en la decoración de la cabaña.

Troncos decorativos

Navidad-en-las-montañas-6---westwing-magazine

Una imagen muy habitual en las cabañas de montaña es la de la leña que se suele almacenar junto a la chimenea para caldear las tardes invernales. Una bonita postal que evoca un escenario entrañable junto al fuego y que gusta mucho reproducir incluso en viviendas urbanas. Y es que precisamente estos troncos se han convertido en una materia prima estupenda para decorar la casa en Navidad. Podemos aprovecharlos, por ejemplo, para decorar la parte inferior de la mesa de centro. Incluso se pueden forrar algunos de sus extremos con papel de regalo para dar un toque más navideño o aprovechar los huecos para introducir algún accesorio decorativo.

Juego de tonos

Navidad-en-las-montañas-3---westwing-magazine

Además del tono natural de la madera, el resto de muebles y textiles de las cabañas alpinas suelen destacan por la combinación tonos neutros sin estridencias que ofrecen un ambiente sereno y relajante. Una atmósfera perfecta para relajarse mientras tomamos un buen chocolate caliente.

A la luz de las velas

Navidad-en-las-montañas-23---westwing-magazine

Las velas son otro recurso decorativo que ayuda a potenciar el ambiente rústico de las cabañas de montaña y que podemos usar para crear pequeños rincones encantadores. La variedad de formas y colores que actualmente se encuentran en el mercado es muy amplia, pero nada mejor para decorar una cabaña rústica que hacerlo con velas en forma de piña o con portavelas que imitan la textura de los árboles, un elemento de plena tendencia esta temporada.

Mesa  de Navidad

Navidad en las montañas 4 - westwing magazine

A la hora de decorar la mesa de Navidad en las cabañas de montaña se sigue apostando por los elementos que provee la naturaleza. En este sentido, un detalle que se ha extendido con fuerza como tendencia decorativa son las rodajas de madera. En la mesa, podemos utilizarlas como centro de mesa, como fuente para servir o como bajoplato, aunque también resultan encantadoras para resaltar algún adorno navideño sobre una cómoda o en la mesa de centro. Son además, muy fáciles de estampar o pintar, por lo que, si damos rienda suelta a la imaginación, podemos crear un accesorio único y personal.

Nuria Gutiérrez