Sofá blanco

Sofá blanco

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Sofá blanco:la guía Westwing

Escoger los muebles para una habitación siempre requiere tiempo, sobre todo si quieres mostrar tu personalidad a través de la decoración de tu casa. En el caso de los sofás esta decisión suele ser aún más significativa ya que, además de buscar un diseño original, debe primar la comodidad y funcionalidad.

Los sofás blancos reúnen muchas características positivas que te enamorarán. A pesar de ser los protagonistas de las estancias minimalistas, se combinan fácilmente, son compatibles con todo tipo de muebles y se adaptan a cualquier estilo. Si estás pensando comprarte un sofá blanco, te ofrecemos los mejores consejos e ideas para decorar tu casa con estilo. ¡Toma nota!

CÓMO ELEGIR EL SOFÁ BLANCO ADECUADO

La elección de un sofá blanco siempre crea cierta inquietud, ya que se suele pensar que no son funcionales por su delicado mantenimiento. Pero no todos los materiales con los que están realizados requieren de un cuidado especial. Conoce los diferentes tipos y elígelo en función de tus necesidades.

  • Piel o cuero: es el sofá blanco por excelencia. Es recomendable situarlo en espacios donde no haya una exposición solar directa y alejarlo de objetos cortantes o mascotas. Lo más sencillo para su limpieza es pasar un paño humedecido, dejar secar y aplicar crema hidratante. También existen productos específicos.
  • Fundas lavables: si tienes niños o mascotas es una de las opciones más recomendables a la hora de escoger un sofá blanco. En estos tejidos las manchas más comunes se extraen frotando con agua y jabón o en la lavadora.
  • Tapicería: se recomienda para estancias poco frecuentadas, que necesiten luminosidad y sensación de amplitud. Este sofá blanco se limpia con vaporeta o un cepillo suave.

UN TOQUE DE COLOR

La pulcritud de un sofá blanco puede intensificarse y adquirir protagonismo con un aporte de color, tanto en los muebles como en los complementos que lo acompañan. Puedes conseguir que un salón tradicional se convierta en vanguardista simplemente con un par de cojines de colores llamativos.

O todo lo contrario, puedes crear con tu sofá blanco un ambiente más formal si te decantas por muebles o decoración en tonos oscuros como el wengué, por ejemplo.

En el caso de querer darle un aire más distendido a tu sofá blanco, combínalo con mantas en tonos juveniles. ¡A tus hijos les encantará!

Ahora ya puedes decir que un sofá blanco es la opción más acertada para completar tu salón. Inscríbete en nuestro club de compras y ¡sigue todos nuestros consejos deco!