Tumbonas de madera

Tumbonas de madera

Compartir

Hablan de nosotros en
¿Quieres saber más? Lee nuestra guía

Tumbonas de madera:la guía Westwing

Cualquier terraza, jardín o patio, por pequeño que sea, gana enteros si se amuebla con tumbonas de madera. Son muebles que mantienen su vigencia a lo largo de los años y las modas: tumbonas cómodas y bellas que combinan de maravilla con cualquier tipo de decoración.

Las tumbonas de madera son muebles resistentes y decorativos, pero requieren unos cuidados mínimos para mantener su esplendor. También merece la pena buscar unos cojines bonitos y alegres para darles un toque informal. En este artículo, Westwing te enseña cómo sacarles todo el partido a las tumbonas de madera de tu terraza. ¡No te lo pierdas!

TUMBONAS DE MADERA, MÁS CÓMODAS

La madera es un material muy atractivo y cálido, pero también es rígido y duro. Por esta razón, las tumbonas de madera deben equiparse siempre con cojines y almohadones. Muchas tumbonas de madera se venden con los cojines incluidos, pero en otros casos es necesario buscar los más adecuados. Estas claves te serán de ayuda:

  • Tejidos resistentes. Hoy día tienes a tu alcance cojines realizados con telas especiales para exterior. Estos tejidos soportan bien la estancia a la intemperie, especialmente la humedad de la lluvia y la exposición a los rayos UV: son perfectos para vestir tumbonas de madera.
  • Estampados. ¿Telas lisas o con dibujos? Las dos opciones son interesantes. Los almohadones en colores neutros como el gris, el blanco roto o el negro quedan muy bien en espacios de estilo minimalista. Las rayas de toda la vida, sobre todo en blanco y azul o blanco y verde, nos recuerdan a los ambientes marineros. Y los prints de flores o geométricos llevarán un toque de alegría a cualquier jardín.
  • Cojines prácticos. Si escoges cojines desenfundables para tus tumbonas de madera, podrás lavar las fundas cuando sea necesario y cambiarlas cuando se estropeen, sin tener que desechar el interior. También es aconsejable que lleven cintas con velcro para poder ajustarlos a la estructura de la tumbona y que no se muevan.

MANTENIMIENTO BÁSICO: ASÍ SE HACE

Limpia las tumbonas de madera con alcohol y un paño que no suelte pelo. Si el barniz está desgastado, pasa una lija de grano medio en el sentido de la veta. Después, aplica un barniz de poro abierto incoloro o en el tono de madera que más te guste. Da dos manos y deja secar.

Las tumbonas de madera realizadas con especies tropicales (teca, elondo, iroko…) aguantan mejor la permanencia en el exterior, pero también requieren cuidados. De vez en cuando, aplica un aceite especial para maderas tropicales y siempre estarán preciosas.

¿Buscas unas tumbonas de madera diferentes y con personalidad? Regístrate en Westwing y empieza a disfrutar de nuestra selección exclusiva.