Buscar

Velas blancas

Ordenar
47 Productos
Ordenar
* Este precio es el más bajo de los últimos 30 días antes de las rebajas

Las velas blancas un must en la decoración de tu casa

La atención a los pequeños detalles es esencial para que tu casa sea especial, armoniosa y sofisticada. Si te preguntas ¿para qué sirven las velas blancas? ellas son ese accesorio decorativo clásico que puede añadir luminosidad al instante y que puede llenar cualquier habitación de alegría, romance y magia. Son capaces de cambiar inmediatamente el aspecto de cualquier sala de estar. Mínimo esfuerzo, máximo rendimiento.

Tradicional, es decir, larga y cilíndrica, o una vela gruesa de pilar: elige tu forma favorita y diviértete combinándolas entre sí, sin miedo a ser atrevido. Son perfectas para cualquier época del año, desde la Navidad hasta mediados de agosto, desde los cumpleaños hasta las cenas familiares: las velas se adaptan a cualquier ocasión. O apuesta por el efecto dramático de un portavelas de cristal para convertir tu casa en un majestuoso teatro.

La vela blanca es un producto atemporal y siempre de moda que no puede faltar en tu casa. Un verdadero must-have en una habitación de estilo nórdico, es el accesorio que no puede faltar si quieres regalarte un baño cálido y relajante en tu baño. Combínalo con un espejo de pared dorado para que refleje la luz, y ya todo parece más chic. 

5 tips para decorar con una vela blanca

El color blanco aporta un ambiente elegante y relajante en cualquier espacio. Y la luz cálida que aportan las velas crea la combinación perfecta. Aquí tienes algun consejo para decorar con velas blancas:

  • Elige diferentes tamaños y formas para crear composiciones únicas
  • Combinalas con elementos naturales: como piedras, conchas, ramas…
  • Utiliza espejos para crear efectos luminosos y ampliar el espacio visual.
  • Agrupalas en una bandeja decorativa para que quede todo más organizado.
  • Enciende las velas durante la noche y crea un ambiente cálido
  • El significado de una vela blanca y su uso en la mesa

    ¿Y si estás planeando una velada romántica o una cena elegante con invitados distinguidos? Decora la mesa con velas blancas y distribúyelas por el resto del salón, el blanco es el color de la sencillez y el equilibrio. Combínalas con velas naranjas o rojas de diferentes formas y tamaños para un ambiente más cálido. Déjate seducir por la belleza de las velas y viste tu casa de luz y sofisticación. No pueden faltar las copas de cristal, una vajilla clásica y un juego de cubiertos brillantes de diseño.

    No olvides considerar cuidadosamente la altura, para dar una sensación de armonía a toda la mesa y respetar un equilibrio de tamaño. Puedes utilizarlos para iluminar la cena o simplemente colocarlos aquí y allá como elemento decorativo, junto a jarrones de cristal. Enciéndelos y... ¡Magia! ¿No es todo más bonito iluminado por el resplandor de las velas?

    También en el exterior: velas blancas para la terraza

    Imagina una velada festiva en tu jardín o en la terraza. Para celebrar bajo las estrellas, es importante crear una atmósfera acorde. Y aquí es precisamente donde entran en juego las velas blancas, capaces de convertir cada celebración en un momento para recordar para siempre.

    Las velas de pilar blancas son ideales para iluminar los caminos y crear un ambiente divertido y elegante, o para celebrar ocasiones como fiestas y otros eventos al aire libre. Cuelga algunas guirnaldas brillantes, en forma de bombilla clásica o en bolas de plástico de colores pastel. ¿Y si las temperaturas bajan? Proporciona también a tus invitados mantas y mantas para que se calienten un poco, tomen una copa y charlen a la luz de las velas.

    El hogar debe ser un lugar cómodo, cálido y acogedor, capaz de transmitir una sensación relajante y al mismo tiempo mágica. Los pequeños detalles nunca deben pasarse por alto, pueden revolucionarlo todo y no ocupan demasiado espacio: hay accesorios que nunca deben faltar y las velas blancas están entre ellos. Compra velas blancas en Westwing y dale una nueva luz a tu nido.