Accede a las mejores marcas hasta -70%

Accede a las mejores marcas hasta -70%

Lámparas de campana grandes en color negro encima de una cocina blanca con taburetes de madera blancos

Atrás quedaron las cocinas iluminadas con un fluorescente o un simple plafón en el centro del techo. Hoy en dia la cocina es más el corazón de la casa, todo lo relacionado con ella ha cambiado: desde los muebles, hasta la decoración del suelo y de las paredes. Y cómo no, su iluminación también ha sufrido una transformación. Hoy no se ilumina un solo punto, sino que se zonifica para dar a cada rincón la luz que necesita. Así, hay lámparas para la cocina pensadas para cada zona, para la encimera, para la vitrocerámica, para la mesa, etc. Y cada lámpara, debe ser de la forma y el material adecuados. ¿Entramos en detalles?

Antes que nada… piensa en verde

Es importante tener una cocina iluminada, pero pensando también en el ahorro. Y aquí no hay discusión: los LED son la elección correcta para las lámparas de cocina. Pueden llegar a gastar hasta un 90% menos y su vida útil supera a las bombillas corrientes multiplicándose casi por diez. Así que el gasto, aunque mayor en un primer momento, queda compensado con el tiempo de uso de la bombilla y merece realmente la pena.

¿Qué tipo de iluminación necesita en las lámparas para la cocina?

Vayamos por partes:

  1. Luz principal

    Lo ideal es distribuir focos empotrados o rieles LED por todo el techo. Lo recomendable es que cuenten con una gran abertura focal para que la luz llegue a todas partes y así no dejar ningún rincón sin iluminar. Y ¿cuántos focos se recomiendan? Uno por cada metro cuadrado.

  2. Encimeras

    Por supuesto, necesitas poder trabajar cómodamente y para ello, una buena iluminación es básica. Elegir correctamente las lámparas de cocina y las bombillas ayuda en cosas tan importantes como ver bien el color de los alimentos, y así evitaras, por ejemplo, pasar por alto alimentos en mal estado o cortes y otros accidentes de cocina. Así pues, ¿qué tipo de iluminación necesita esta área? Una luz fría, de unos 4.000 K, para que respete el color natural de los alimentos. Y lo ideal aquí es instalar cómodas tiras LED bajo los armarios para iluminar de forma homogénea toda el área.

  3. Vitrocerámica

    A la hora de cocinar, ver bien los alimentos y el proceso de cocción en el que están es básico. Aquí lo ideal es optar por una campana extractora con luces LEDs con un valor CRI (Colour Rendering Index) alto, que ayudará a percibir mejor los colores.

  4. Luces interiores

    Existen cajones con luz que se encienden en el momento de abrirlos y facilita muchísimo encontrar el utensilio que buscas. Y, por supuesto, las vitrinas iluminadas por dentro también son un recurso ideal para darle calidez a la cocina con la luz.

  5. Luces puntuales

    Además de las más funcionales y de la general, existe la posibilidad de distribuir apliques de luz en algunas paredes de la cocina para conseguir un ambiente mucho más acogedor y decorativo

¿Y qué tipo de luz requiere el comedor?

Muchas cocinas hoy en día está unidas con el comedor. Para el area del comedor, sobre la mesa una luz cálida crea un ambiente más acogedor. Para ello, lo ideal es instalar un LED de unos 3.000 K. Pero, además, hay que tener en cuenta tres cuestiones básicas:

  1. La lámpara que instales debe ser proporcional al tamaño de la mesa o de la barra.
  2. Si la mesa o barra de comedor es muy alargada, se recomienda: una lámpara también alargada o bien dos lámparas iguales (o más si el tamaño lo requiere).
  3. Para evitar que la luz deslumbre a los comensales, debe estar a unos 80 cm de la mesa.

¿Algunas ideas para una decoración con lámparas para la cocina?

  • Para barras o islas: dos lámparas de techo con pantallas pequeñas o en forma de focos, bien distribuidas a lo largo de la barra, o bien un aplique tipo flexo. Aquí una opción de look industrial que aporta un toque informal y muy cool a la cocina.
  • Para comedores: las opciones de lámparas son infinitas, pero, por supuesto, las lámparas de techo colgantes son la mejor elección. Opciones según tu estilo:
    1. Look urbano: lámparas para cocina de cristal o metal, en blanco o en colores claros, además son fáciles de limpiar.
    2. Look natural: lámparas de techo con pantalla de materiales naturales son ideales.
    3. Look industrial: lámparas colgantes con pantallas metálicas negras.
    4. Look chic: lámparas de araña. Un toque de elegancia en un espacio como la cocina da un toque glamuroso atrevido y sexy.
    5. Look retro: lámparas colgantes con estilo MidCentury.