THE WESTWING COLLECTION DAYS: ¡HASTA -50% EN MÁS DE 1.000 PRODUCTOS!

¡Regístrate ahora y consigue un vale regalo de 30€!
silla colgante terraza boho

La primavera ya está aquí y, si aún no te has puesto manos a la obra para acondicionar el jardín, no debes esperar más. En los próximos meses seguramente sea tu lugar favorito de la casa, ese rincón donde relajarte y disfrutar de buenos ratos con la familia o los amigos.

Y puede que lo hayas dejado pasar y el trabajo se haya acumulado. ¿Por dónde empezar? ¿Cómo conseguir organizar el jardín en tiempo récord? ¿Qué hacer para lograr que sea cómodo y tenga todo lo necesario? Si ya te has hecho esas preguntas, esta guía es para ti.

1. Lo primero: despejar espacios

En muchas ocasiones, mucho más cuando acaba la temporada veraniega, el jardín se convierte en una especie de trastero improvisado. Por ello, lo primero que debes hacer es limpiar y despejar. ¿Qué significa? Básicamente, retirar todo aquello que ya no sirva, que no sea útil o que esté en mal estado.

Eso es lo que te va a permitir afrontar los siguientes pasos con más facilidad, puesto que tu jardín será casi como un lienzo en blanco.

2. Acondicionar el jardín y sus elementos

El segundo aspecto importante es dar un repaso a las plantas del jardín. Lo ideal es empezar la temporada con un jardín en perfecto estado. Eso evitará tener que replantar cuando el calor aprieta. Si hay que sustituir plantas, echar sustratos o colocar macetas nuevas, este es el momento.

También hay que prestar atención a paredes y revestimientos, a caminos de piedra y a cualquier otro elemento que forma parte de la estructura de ese espacio, incluso a la piscina. Antes de continuar con la tarea de organizar el jardín, el consejo es dar un pequeño repaso y hacer las reparaciones necesarias si hay zonas o elementos deteriorados. Más adelante no solo dará más pereza, también será más engorroso.

3. Dividir espacios

Ahora llega una de las tareas más importantes: organizar de verdad el jardín. Aquí debes tener muy en cuenta cómo lo utilizas. Si pasas mucho tiempo en él, divídelo para disponer de una zona de estar y una de comedor. Elige siempre mobiliario cómodo y resistente y distribúyelo de una manera lógica.

Si tienes cocina exterior o barbacoa, coloca la mesa lo bastante cerca para no tener que hacer muchos viajes, pero a una distancia suficiente para esquivar el calor de los fuegos. La mesa es, además, un buen elemento para separar la zona de estar. Por cierto, elige siempre mobiliario que guarde proporción con el tamaño del jardín.

4. Acondicionar espacio de almacenamiento

Decíamos al principio que el jardín en muchas ocasiones se trasforma en un trastero y que hay que limpiar. Pero no siempre se puede retirar todo. Hay herramientas, textiles y objetos de uso cotidiano que necesitan estar guardados o bien protegidos, pero también a mano.

El orden es fundamental para que el jardín tenga esa apariencia que deseas y te invite a relajarte. Por ello, otra cuestión importante es buscar espacio de almacenamiento. No es complicado. Siempre puedes colocar algún armario de exterior. Otras opciones son arcones y baúles que en un momento dado pueden servirte también como asiento, o mesas con tapa de quita y pon.

5. El punto y final: iluminación y accesorios decorativos

Ahora que ya está el trabajo más duro hecho, solo quedan los detalles finales para tener ese jardín perfectamente organizado para disfrutar del buen tiempo. Empezamos por la iluminación. En un jardín no pueden faltar guirnaldas y farolillos para una decoración ambiental. También puedes colocar lámparas solares o con batería para realzar jardineras o iluminar senderos, son decorativas y muy prácticas.

En lo que se refiere a los complementos, hay infinidad de posibilidades, desde cajas o colgadores en la pared que además de decorar son funcionales, a pequeños jardines verticales o alfombras para dar una nota de color a la zona de estar. Y algo que no puede faltar para disfrutar de ese jardín es una buen sombra: una sombrilla grande, un toldo o una pérgola.

Con estos consejos tendrás un jardín perfectamente organizado y listo para pasar en él los ratos más divertidos y también más relajados de esos meses en los que el buen tiempo es la nota dominante.

Fuente: habitissimo