Descuentos de hasta -70% ¡Regístrate!

maquilladora aplica rimmel a mujer

Junto con la barra de labios, el rímel es uno de los cosméticos más vendidos y usados. En cualquier neceser encontraremos fácilmente ambos cosméticos, ya tengamos un viaje o un evento más especial. Y es que tanto los labios como los ojos, son dos de las zonas del rostro más importantes. Si además no solemos llevar mucho maquillaje, el rímel o máscara de pestañas será uno de nuestros grandes aliados. ¡Toma nota! 

Cómo resaltar la mirada con rímel 

Para resaltar los ojos debemos usar los productos adecuados, y también algunos trucos como estos:  

Darle volumen a las pestañas 

Es importante conseguir que las pestañas queden con mucho volumen para que den un efecto buena cara. Un truco para conseguirlo es mover el cepillo de un lado a otro para dar un efecto cardado. Esto creará una pestaña con mucho más movimiento y amplia.  

Apuesta por colores diferentes al negro 

El negro es uno de los colores preferidos para llevar cuando usamos rímel, pero es cierto que depende de nuestro color de ojos nos puede favorecer también otro color. Por ejemplo, si tenemos los ojos azules, verdes o color miel, podemos jugar con otros tonos como el burdeos, granate o hasta violeta.  

Aplica dos tipos de máscara de pestañas 

Este es un truco de profesionales, y funciona. Primero, podemos usar un rímel que aporte volumen a la pestaña, y para terminar uno que las alargue. Así conseguimos dos efectos en uno.  

El rímel ‘waterproof’ siempre en la segunda capa 

Si queremos usar rímel resistente al agua para un evento simplemente para ir a la playa, debemos añadirlo al final. Así nos resistirá correctamente. 

10 errores que cometemos al aplicar el rímel  

Aunque parece muy sencillo aplicarlo a veces sin darnos cuenta cometemos algunos errores que pueden estropear nuestro maquillaje. Te contamos algunos de ellos:  

  1. Agitar el cepillo: esto lo único que hace es secar el cepillo y el contenido. De esta forma, el rímel nos durará mucho menos tiempo.  
  2. No retirar el exceso de producto: si no lo hacemos, conseguiremos que se nos queden muchos grumos en las pestañas.  
  3. Usar el rizador después del rímel: esto no debemos hacerlo nunca, ya que podemos estropear las pestañas. Si queremos utilizar el rizador, siempre debe ser antes y con las pestañas bien limpias.  
  4. Aplicar el rímel sin sentido: si queremos que las pestañas queden bien separadas y sin grumos, debemos aplicar el rímel en zig zag.  
  5. Aplicar muchas capas de rímel: está bien dar intensidad a la pestaña, pero no llenarla de máscara de pestañas.  
  6. Poner rímel solo en la parte de arriba de las pestañas: es un error muy generalizado. Debemos añadir máscara de pestañas tanto arriba como abajo.  
  7. Olvidar el rabillo del ojo: cuando usamos rímel solemos olvidarnos de esta parte y también es fundamental.  
  8. Cuidado con el párpado: cuando usamos demasiado producto de rímel, podemos manchar fácilmente el párpado. Para que no tengas que quitar toda la máscara de pestañas, utiliza mejor un bastoncillo.  
  9. La máscara de pestañas no caduca: esto es otro de los errores que cometemos en la mayoría de cosméticos, olvidarnos de la fecha de caducidad. Los productos tiene una fecha límite de uso, y no sirven para toda la vida. Si los usamos durante muchos años pueden crear problemas en la piel.
  10. No desmaquillarte los ojos: para mantener un rostro cuidado, y unos ojos bonitos es importante desmaquillarse. Intenta desmaquillar bien el ojo sobre todo para evitar problemas en esta zona.