Cuarto de baño negro con estanterías y productos de baño

¿Quieres que tu baño tenga un aspecto a la última? ¿Estás pensando en renovarlo para que sea más cómodo, funcional y, además, luzca con estilo? Si estas son tus prioridades, decídete por un estilo de decoración de baño concreto, un baño moderno. En este tipo de baño las ideas innovadoras y la practicidad toman protagonismo. ¿Listos para la reforma?  

Colores de un baño moderno: pocos, discretos y en armonía

Los baños modernos destacan por incluir una gama reducida de colores, teniendo en cuenta que hasta los detalles decorativos o las toallas sigan este patrón. El blanco y toda la escala de grises suelen ser los tonos predominantes.

Baño moderno blanco

El blanco es un color perfecto para aportar luminosidad al baño, en especial si es pequeño o no tiene una buena iluminación natural. Otro punto a favor de los baños blancos es que dan sensación de limpieza y eso en un baño es fundamental.

Para que el baño no se vea demasiado frío o plano, una buena idea es añadir accesorios de fibras naturales. La madera, el ratán, el yute o el mimbre son algunos de los materiales que podemos introducir tanto en muebles como en accesorios para conseguir un baño moderno. Porque las fibras naturales siguen siendo tendencia este año y, además, nos transportan a un espacio más eco y cuidadoso con nuestra salud y el medioambiente.

Baño moderno gris

Si por el contrario quieres optar por un baño moderno de un aspecto más sobrio y minimalista, apuesta por el blanco combinado con varios tonos de gris. ¿Los más modernos? Del gris humo al gris plomo. Aportarán carácter y, por contraste, harán que el blanco se vea todavía más intenso y limpio. ¿Dónde puedes aplicar estos colores más oscuros más allá de hacerlo en los revestimientos? En las toallas, pero también en apliques metálicos, en conjuntos de dispensadores de jabón, bandejas y vasos de cristal ahumado o de cerámica, en cestos para la ropa sucia, en el marco del espejo o incluso en las griferías.

Otros colores en un baño moderno

¿Qué quieres más color más allá de los básicos blanco y gris? Aplícalo a los accesorios y a las toallas, por ejemplo. Puedes elegir desde tonos suaves como verde agua o rosa palo, hasta toallas de colores más vivos como el azul profundo (se lleva) o el gris plomo. ¡Ah! Y si te gustan los estampados, puedes optar por motivos discretos de tipo gráfico o bien por algo sorprendente, muy sofisticado, que aportará una nota de color glamuroso al espacio, como son los estampados de estilo botánico.

Materiales atemporales, perfectos para un baño moderno

El estilo moderno se caracteriza por materiales con acabados sencillos, lisos y sofisticados. Las tendencias en el diseño de baños modernos apuestan por el uso de materiales atemporales como la piedra, la pizarra, el microcemento o el mármol. Para compensar su posible frialdad, combínalos con piezas y detalles de materiales naturales como la madera o las fibras naturales, para dar lugar a espacios más acogedores y con un aire de spa. Puedes incluir estos materiales tanto en el marco del espejo como en accesorios como bandejas, cestas para almacenar toallas o papel higiénico, jaboneras, botes o maceteros.

Otro material muy utilizado en los baños modernos es la resina, que puede moldearse hasta tomar la forma que deseemos, permitiendo infinidad de diseños y baños mucho más limpios e higiénicos, ya que con resina se puede hacer, por ejemplo, una encimera con lavamanos incorporado sin necesidad de juntas, lo que, por otro lado, aporta un aire minimalista muy moderno al espacio.

Las 5 claves del estilo moderno

1. Líneas rectas y limpias 

Las líneas rectas y las superficies lisas, tanto en los muebles como en los sanitarios, son un must de los baños modernos. Inspiran orden y ayudan mucho a la hora de la limpieza.  

2. Luminosidad 

Lo ideal es disponer de iluminación natural que recaiga directamente sobre el espejo, pero no siempre es posible. Como alternativa o para reforzar la iluminación natural, los baños modernos cuentan con una combinación estudiada de luz general y luz puntual. No deben faltar focos de techo bien distribuidos para no dejar ningún rincón en penumbra y por supuesto, apliques junto al espejo o bien instalar un espejo iluminado. Por otro lado, para la zona de aguas (ducha o bañera), lo aconsejable son focos estancos para iluminar con toda seguridad.

Más allá de los focos empotrados, los apliques son ideales. ¿Qué apliques encajan mejor en baños modernos?

• El dorado sigue siendo tendencia. También aplicado a la iluminación: apliques dorados con bulbos de cristal blanco son una opción perfecta para este tipo de baños.
• Si prefieres algo más sobrio, el metal –desde negro a cobrizo– sigue llevándose.
• También los focos de estética más minimalista en forma de cubo en negro o blanco pueden ser una buenísima opción para baños modernos.
• Y para los más atrevidos, que buscan baños modernos personales y únicos, una apuesta que no falla: apliques con forma de animal.

3. Amplitud

Tenga el tamaño que tenga tu baño, seguro que puedes hacer algunos retoques para crear mayor sensación de amplitud. Si, por ejemplo, no usas el bidé, elimínalo. Sustituye la cortina de ducha por una mampara de cristal; no hace falta una cabina, puedes optar por una hoja de cristal con el mínimo herraje si tienes suficiente espacio para dejar un paso cómodo. 

¡Ah! Y una opción atrevida para ganar máxima amplitud es integrar el cuarto de baño en el dormitorio con paredes de cristal. ¡Un baño moderno donde los haya! 

4. Orden 

Los baños modernos huyen del caos y apuestan por el orden con estanterías sencillas y voladas en las que guardar las toallas enrolladas y a la vista, toalleros exentos, taburetes (se llevan los de madera en bruto con aire escultural o los cubos de aspecto marmolado) y bancos donde reposar toallas, elementos decorativos y accesorios para el baño. 

Por otro lado, los muebles de los baños modernos incluyen amplias cajoneras subdivididas en el interior en prácticos compartimentos para organizar y guardar los útiles de aseo. ¡No hay excusa para el desorden! En cuanto al diseño de las cajoneras, si buscas un aire minimalista, puedes optar por las que no tienen asas y se abren pulsando ligeramente la parte superior del cajón. 

5. Innovación y funcionalidad

Si vas a renovar tu baño, apuesta por la innovación. Detalles como los inodoros con tapa de cierre amortiguado, por ejemplo, ya son un imprescindible. Por supuesto, tanto estos como los grifos, deben incorporar sistemas de ahorro de agua. Fíjate en el cambio: en el caso de los inodoros, por ejemplo, uno convencional puede malgastar hasta 15 litros de agua con cada descarga mientras un inodoro de nueva generación solo pierde 3. Y si ya quieres la máxima innovación, apuesta por los inodoros japoneses: con calefacción y sistemas de higiene tanto para el usuario como para la autolimpieza de la pieza.

En la ducha, las griferías que incorporan hidromasaje y tratamiento cromático también son una buenísima opción si vas a renovar tu baño y buscas convertirlo en un spa. Y una idea más en cuanto a estilo de la grifería: las griferías en dorado siguen siendo tendencia y aportan al baño moderno un toque sofisticado, cálido y luminoso.

Cuestión de detalles: el toque final

Los baños modernos pueden sorprender con un toque original que los diferencie y los haga únicos. Pequeños detalles que conviertan un espacio limpio, sereno y sobrio, en un baño moderno, invitador y muy personal.

• Una lámina o fotografía enmarcada. En blanco y negro encajará a la perfección en el ambiente. Se llevan las láminas con trazos de rostros y fotografías de estrellas del cine clásico en blanco y negro.
• Accesorios en acabado mármol: desde un taburete en forma de cubo hasta el mismo dispensador de jabón o la caja de pañuelos.
• Una gran planta exótica, tipo monstera, que añada un toque natural al baño.

Pero, eso sí, un baño moderno no es amante de los excesos. Mejor pocos detalles, pero muy bien elegidos porque, en este estilo, menos es más. Entra en Westwingnow y haz tu selección. Verás qué cambio.

 Echa un vistazo a nuestros accesorios para un baño moderno