Dormitorio azul y blanco

Paz, serenidad, frescura… ¿Quién no quiere un dormitorio que te haga sentir todo esto? ¿O prefieres un dormitorio atrevido, glamuroso y chic? ¿Y un dormitorio que respire inocencia? Sea cual sea tu elección, puedes decorar este espacio tan íntimo y personal con diferentes tonalidades de azul y conseguir crear la atmósfera que desees, y es que hay tantos tonos azules para dormitorios como puedas imaginar… ¡y todos son preciosos! Según el tono de azul que escojamos y la manera en la que lo utilicemos en la decoración del dormitorio, podemos obtener resultados muy variados. Sigue leyendo y no te pierdas las propuestas de Westwing para conseguir un dormitorio azul de lo más acogedor y con una personalidad única. 

El color ideal para dormitorio 

El color azul es uno de esos colores primarios a los que no les faltan fans porque lo asociamos al cielo y al mar. Además, es un color muy versátil y, por ello, muy utilizado en la decoración de interiores. El azul combina con infinidad de colores y materiales, y con él podemos crear desde espacios dulces con un toque de inocencia, perfectos, por ejemplo, para dormitorios infantiles, hasta otros más sobrios e intensos para dormitorios principales que busquen atmósferas más elegantes y enigmáticas.  

Sea cual sea el tono, el azul es un color muy recomendable para los dormitorios. ¿Por qué? La psicología del color nos lo descubre: el azul es el color de la paz y su frialdad lo hace sosegado, a la vez que inspira armonía, confianza, positividad y calma, por lo que es ideal para decorar una estancia en la que es prioritario que nos sintamos relajados.  

Los tonos azules perfectos para el dormitorio 

Tienes a tu disposición una gran cantidad de opciones para aplicar este color en tu dormitorio, pero aquí te dejamos nuestros azules de tendencia favoritos: 

  • Azul nube: un azul pastel ideal para habitaciones de estilo vintage, con muebles en blanco decapado, o para habitaciones infantiles. 
  • Azul turquesa: en espacios hippy-chic o boho. Combinado con maderas envejecidas y con fibras vegetales, es ideal. 
  • Azul Navy: perfecto para un dormitorio azul en una casa de verano, por ejemplo. Aplicado a textiles, e incluso a paredes, con franjas horizontales combinadas con otras blancas, se consigue un espacio muy fresco y estival. 
  • Azul gris empolvado: queda sensacional en un dormitorio azul de estilo clásico e incluso contemporáneo, combinado con piezas de metal negro, por ejemplo.  
  • Azul Lapis Blue: un azul intenso y brillante, ideal para mezclar con blanco, colores tostados como los de las fibras vegetales o la madera natural, y con dorado. Es uno de los tonos azules perfectos para dormitorios de aire chic y sofisticado. 

4 Must para un dormitorio azul 

Si quieres tener un verdadero dormitorio azul, estos 4 elementos no deben faltar:

  1. Paredes en azul

    Tienes a tu disposición una gran cantidad de opciones para aplicar en tu dormitorio azul. Pintura azul en diferentes tonos, marcos para cuadros o fotografías, vinilos decorativos, papel pintado… Este último te ofrece infinitas posibilidades y combinaciones con otros colores, por lo que puede ser un gran acierto si, además, quieres dar a tu dormitorio riqueza visual y un punto de movimiento. 

  2. Muebles en tonos azules

    ¿Te atreves con unos muebles de dormitorio en azul? No hace falta que todos los muebles sean azules. Opta por una pieza con carácter: una butaca tapizada en terciopelo azul, por ejemplo; el cabecero de la cama, en lino azul; un banco a pie de cama… Si lo que quieres es un dormitorio azul sofisticado, opta por muebles de color azul en tonos oscuros. Elegancia máxima. 

  3. Azul para los detalles

    ¿Prefieres optar por un dormitorio azul con una decoración más discreta? Si no te atreves a dar el paso de llenar tus paredes o muebles con este color, puedes optar por elegir en azul los detalles decorativos más pequeños: cojines, portafotos, colchas, jarrones…  

  4. Alfombras azules

    En Westwing sabemos que no hay nada mejor que descalzarnos tras un día de trabajo y sentir el tacto cálido y confortable de una alfombra bajo nuestros pies. No dudes en incorporar una alfombra en tonos azules a tu dormitorio y consigue un toque único. Crochet, pelo largo… ¿Cuál vas a escoger? 

Dormitorios infantiles en azul  

¿Por qué es una buena idea decorar la habitación de los niños en azul? Ya hemos visto que es un color relajante que transmite paz, algo que los niños –y los padres– agradecemos. Pero, además, es un tono que calma la mente y facilita la concentración, por lo que, si tus peques están en edad de estudiar, el color azul les ayudará.  

Si el dormitorio de los niños es pequeño, opta por tonos azules claros porque agrandarán el espacio, pero si no faltan los metros, atrévete también con tonos más profundos porque quedarán modernos y te ofrecerán posibilidades decorativas muy creativas. 

En la habitación de los niños combina el azul con mostazas, rosados y blancos: el mix es alegre y te dará mucho juego tanto en textiles como en piezas de mobiliario.  

Truco: una pared pintada en azul oscuro con pinceladas de gris puede ser el escenario ideal para decorarla con vinilos en forma de estrellas y crear un firmamento que les haga soñar.  

¿Te has convencido de que un dormitorio azul es una opción ideal para pequeños y mayores? ¡Pues sigue conectado a Westwing! Navega por nuestra web y encuentra la inspiración que necesitas para actualizar tu dormitorio o el de tus hijos con el color de moda.

¿Estás buscando decoración para un dormitorio azul?