Descuentos de hasta -70% ¡Regístrate!

pasillo con cómoda al estilo vintage y un cuadro con inscripciones

El shabby chic es uno de los estilos de muebles más populares. Es romántico, femenino y elegante. El estilo evoca una maravillosa sensación de nostalgia. El salón shabby chic es particularmente acogedor y sofisticado. Te diremos cómo diseñar tu salón en este estilo de moda con muebles inspirados en vintage, accesorios elegantes y colores suaves.

¿Qué es el estilo shabby chic?

  1. Hecho

    El estilo se basa en objetos que tienen una apariencia nostálgica, ¡sean viejos o nuevos!

  2. Hecho

    Fue creado en Inglaterra en los años 80 y sigue siendo de moda desde entonces.

  3. Hecho

    ¡Los colores brillantes son imprescindibles con el shabby chic ! Al elegir muebles concéntrate sobre todo en madera blanca, pastel y clara.

  4. Hecho

    ¡Puede ser descrito como vintage, pero no como retro! El término vintage es mucho más amplio que shabby chic, pero correcto. El estilo retro no es adecuado para describir shabby chic , porque carece de los modelos de forma concretos, como por ejemplo diseños de una cierta época.

Mezclas de materiales acogedores con muebles de aspecto vintage

El estilo shabby chic en el salón inspira por su interior nostálgico y romántico, que crea una atmósfera de ensueño para sentirse bien. Los muebles rústicos de época o incluso los tesoros del mercado de pulgas dan un encanto especial e individual a la sala de estar a través de sus pequeñas imperfecciones, como las superficies desgastadas. Muebles rústicos de madera lacados en blanco, como una mesa de comedor con sillas de ratán y un gran armario, forman una hermosa base para el aspecto lúdico. Si quieres pintar las piezas tú mismo, ¡genial! Pero, por supuesto, también encontrarás una fantástica selección de piezas vintage a juego. Muebles de filigrana, metal blanco con adornos románticos también son una opción excelente. Crean en la habitación la misma atmósfera que en la fiesta de té en Alicia en el País de las Maravillas. Un sofá acogedor con telas de lino confiere a la habitación una naturalidad moderna. Un gran sillón de cuero vintage en la sala de estar también puede contribuir a la comodidad en el salón shabby chic . Estas mezclas románticas de materiales confieren al estilo su carácter relajado.

Colores delicados para un ambiente romántico y agradable en un salón shabby chic

El shabby chic se caracteriza por sus colores blancos y pasteles claros, especialmente por el crema y el rosado. Los acentos en verde menta o azul claro añaden un toque de frescura. De inmediato se crea una atmósfera amistosa y romántica en el salón shabby chic de tu casa, generando un buen ambiente. De este modo las paredes pueden seguir siendo clásicamente blancas (los ladrillos blancos se ven especialmente bien) o se pueden pintar en delicados tonos pastel. También un papel pintado con flores dulces encaja aquí en una pared al estilo. Si quieres darle a la sala de estar un aspecto más fresco, pon algunos acentos en elegantes tonos de gris: esto crea claridad. Dado que la iluminación contribuye de forma significativa a la sensación de bienestar, es importante crear un ambiente agradable y relajado con varias luminarias de suelo y de mesa. Una lámpara de araña de cristal en el techo del salón shabby chic un toque elegante.

¿En qué se diferencia salón shabby chic del estilo de casa de campo?

La mirada nostálgica une ambos estilos. Sin embargo, los muebles de las casas de campo no parecen “viejos”, no tienen ningún rastro intencionado de uso, al menos cuando se compran. Se puede decir que el estilo de la casa de campo está a solo uno o dos usos de papel de lija de distancia del shabby chic. Puedes usarlo para hacer que los muebles de tu casa de campo sean muy chic.

Decoración con atención a detalles

El estilo shabby chic se nota definitivamente en los pequeños y dulces detalles. Así que pon los acentos románticos con los objetos decorativos seleccionados como unas jarrones vintage con peonías rosas, unos manteles y cojines con encaje blanco y una alfombra persa descolorida. Todos los accesorios que irradian nostalgia, romance y feminidad son bienvenidos en el salón shabby chic. Por ejemplo, puedes colocar velas perfumadas en cajas de metal elegantemente decoradas en el estante o en la mesa auxiliar y un portavelas de madera blanca en la mesa del comedor. Un espejo con un marco dorado añade un toque de glamour. Largas cortinas de aspecto vintage con encaje o bonitas flores completan el look en el salón shabby chic.