Descuentos de hasta -70% ¡Regístrate!

Salón en colores oscuros: marrón, gris oscuro y salmón

El blanco y los colores claros han sido, desde hace muchísimo tiempo, los reyes en decoración. Su luz, su capacidad para hacer que los espacios parezcan más grandes de lo que son y su frescura les han hecho ser la primera elección para cualquiera que quisiera redecorar su casa. Pero algo ha cambiado. Ahora, no buscamos casas uniformes y sin riesgo. Nos gusta la diferencia, que nuestra casa parezca nuestra de verdad, no una copia de otra, y aquí el color tiene mucho que decir. No hay nada con más carácter que utilizar colores oscuros para decorar la casa aplicándolos en paredes, en mobilliaro y detalles, o incluso en los textiles. ¿Cuál será el efecto? Más elegancia, más sofisticación y mucho carácter. Merece la pena atreverte.

Nuestros colores oscuros favoritos

  • Negro: combinado con blanco, subraya su luminosidad. A la vez, absorbe la luz, con lo que genera espacios suaves. Ideal para estilos contemporáneos en paredes, mobiliario e incluso textiles.
  • Classic Blue: es el color del año 2020 según Pantone. Un azul oscuro que, aplicado a la decoración, crea espacios modernos, sofisticados y frescos
  • Verde bosque: para decoraciones de cierto aire retro.
  • Ultravioleta: uno de los últimos colores estrella de Pantone. Para espacios únicos, sexy y envolventes.
  • Gris plomo: para aquellos que no se atrevan con el negro pero busquen un color más personal que el gris claro. Rebuscado, aunque siempre clásico.

Salones oscuros: elegancia total

Utilizar un color oscuro para las paredes o el mobiliario del salón es una apuesta que siempre tiene premio. Al contrario de lo que pueda parecer, si pintas una pared oscura, por ejemplo, y el resto la dejas clara, el efecto que generarás será de mayor profundidad del espacio y, por lo tanto, de mayor amplitud. El rincón del comedor también es un espacio que admite colores oscuros en las paredes; con una buena iluminación sobre la mesa se consigue un ambiente acogedor e íntimo, ideal para largas sobremesas.

¿Estás buscando ideas geniales para un salón comedor en colores oscuros?

  • Actualiza un gran mueble de salón de madera tipo boisserie clásica pintándolo de colores intensos actuales como un classic blue o un gris plomo. De look pasado virará a espacio moderno y chic.
  • Elige un sofá en terciopelo verde musgo intenso. Elegancia inmediata.
  • Paredes chocolate. Un color cálido que, combinado con alguna pieza en oro viejo, generará un ambiente sofisticado y glamuroso.
  • Muebles especiales, como una butaca antigua, o un aparador, por ejemplo, tapizados o pintados en colores oscuros, dan carácter al salón por sí solos. Una fórmula perfecta para quien no se atreva a pintar las paredes o grandes muebles de oscuro.

Colores oscuros hasta en la cocina

Las cocinas de colores oscuros son la última tendencia. Desde azules intensos, hasta grises plomo o incluso negras. Y es que desde que la cocina ha dejado de estar encerrada en una habitación y apartada de la vida social familiar, las tendencias decorativas han cambiado. Así, el eterno color blanco de los armarios y cajones ha dejado paso a colores oscuros que le aportan la elegancia que una cocina abierta al salón require.

Cuarto de baño oscuro

Los baños también han recibido una transformación cromática al mismo tiempo que cambiaba la percepción que teníamos de ellos. Es un hecho que han dejado de ser estancias únicamente prácticas para convertirse en espacios que nos cuidan y donde podemos desconectar y relajarnos con un baño o una ducha placentera. Y con este cambio de concepto de baño tradicional a baño spa, ha cambiado también la paleta de colores que se usa. El gris oscuro casi negro se ha introducido con fuerza en piezas sanitarias, suelos, paredes e incluso griferías, que se han vestido de negro mate. El efecto final es el de una atmósfera totalmente zen.

Dormitorio oscuro como tu oasis de tranquilidad

Un dormitorio blanco se asocia con el día. Uno decorado con colores oscuros, fríos o cálidos, con la noche y el descanso más profundo. Una de las últimas tendencias es elegir un color oscuro para todo: desde paredes hasta suelos, e incluso techos, mobiliario y sábanas. Los límites de la estancia parecen difuminarse y se crea una atmósfera como de ensueño, de espacio irreal, que lleva a relajarse y dejarse llevar.